Miguel Blesa, auge y caída del banquero de Aznar

Miguel Blesa ha aparecido muerto este miércoles en una finca cordobesa Puerto del Toro, en la localidad de Villanueva del Rey, donde solía ir a cazar con amigos. Tenía 69 años y una condena de seis años de prisión pendiente de ser ratificada por el Supremo. Ello le libró entrar a la cárcel -igual que a su colega Rodrigo Rato- donde ya pasó una noche en mayo de 2013. Entonces, reunión en 24 horas 2,5 millones de euros para pagar la fianza impuesta por el juez Elpidio José Silva y salió a la calle sólo un día después de su ingreso en Soto del Real.

Nacido en Linares en 1947, Blesa era licenciado en Derecho. En los años 70 conoció a un joven José María Aznar mientras ambos se preparaban las oposiciones para ser inspector fiscal del Estado en la Academia CEU de Madrid. Se hicieron amigos y llegaron a echarse a suertes un piso que tenía buenas vistas en la céntrica Gran Vía de Logroño, explica el expresidente en sus Memorias I (Planeta, 2012). En 1978 aprobaron el examen y compartieron plaza en la ciudad riojana. Durante unos años Blesa ocupó diversos cargos en Hacienda.

Estuvo al frente de Caja Madrid 13 años y dejó la entidad en 2010 con los peores resultados desde que tomó el mando

Ocho años después decidió emprender un nuevo proyecto, un despacho de abogados especializado en Derecho Tributario, el bufete Blesa, Colmenar y Guío.

En 1993 pasó a ser consejero de Caja Madrid y en 1996, tras la victoria del Partido Popular en los comicios generales, fue nombrado presidente con 14 votos a favor y ninguno en contra gracias a su viejo amigo.

Mientras estuvo al frente de la entidad llegó a doblar los resultados, pero al abandonarla en enero de 2010 la dejó en el peor momento desde que el pilotara la nave. La crisis también pudo con Blesa, aunque el efecto no fue inmediato a diferencia de tantas otras familias españolas. Se quedó solo, como revelaba la revista Vanity Fair . Sólo le quedaban su esposa actual, Gema Gámez, 27 años más joven que él, y su hija Cus, de su primer matrimonio con María José Portela.

Miguel Blesa abandonando Soto del Real en mayo de 2013 Miguel Blesa abandonando Soto del Real en mayo de 2013 (Archivo)

Pero lo peor para Blesa no fue dejar la entidad tras la guerra interna del PP de Madrid, que acabó por colocar en el cargo a Rodrigo Rato. Con su detención en 2013 y su ingreso en prisión, aunque sólo fuera noche, se vio obligado a suspender la boda había programado con Gema para el mes de junio en una lujosa finca de Madrid, Las Jarillas. Finalmente el enlace se celebró en octubre de una forma mucho más austera.

La puntilla llegó a principios de este año con la condena por apropiación indebida del patrimonio de Caja Madrid; por el uso de las conocidas tarjetas black, con las que había gastado 436.688 euros. Junto a él fueron condenados los otros 64 usuarios de las visas, entre ellos su sucesor al frente de la entidad, Rodrigo Rato, pero era Blesa el que acumulaba la condena más alta.

Loading...