Inicio Economía Sánchez ofrece a España como respuesta a la escasez del gas ruso

Sánchez ofrece a España como respuesta a la escasez del gas ruso




El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha resaltado este martes la capacidad regasificadora y de almacenamiento del sur de Europa, y España en particular, pues a su juicio representan una oportunidad para la Unión Europea (UE) para dar respuesta a la escasez de suministro de gas procedente de Rusia.

«España, la Península Ibérica y, diría, el sur de Europa, tendrán la oportunidad de dar una respuesta a esta dependencia energética de la energía fósil de Rusia», ha asegurado Sánchez durante una entrevista con la cadena estadounidense CNBC en el marco del Foro Económico Mundial, que se celebra en Davos (Suiza).

En este sentido, el presidente del Gobierno ha señalado que, en su opinión, el mercado energético de la UE no está bien diseñado y no responde al estrés provocado por esta crisis al no contar con fuertes interconexiones en el seno de la UE, por lo que ha apuntado la importancia de llevar a cabo una gran reflexión a nivel europeo sobre cómo adaptar el sistema energético.

A este respecto, Sánchez ha recordado que España representa alrededor del 37 % de la capacidad total de regasificación de la UE y la Península Ibérica concentra cerca de la mitad de la capacidad de almacenamiento de GNL de la UE, añadiendo que «el único problema es la interconexión». «Por eso creo que es importante que la Comisión haga una declaración sobre la necesidad de aumentar e intensificar las interconexiones entre la Península Ibérica y el resto de la UE», ha insistido.

Optimismo sobre la economía española

Por otro lado, el presidente del Gobierno, que tiene previsto intervenir doblemente este martes en el Foro Económico Mundial, ha defendido que los fundamentales de la economía española «son bastante fuertes». Mientras que las previsiones del Ejecutivo apuntan a un crecimiento del PIB del 4,3 % en 2022, también ha destacado que la evolución del empleo «es bastante impresionante», con más de 20 millones de ocupados, una cifra que no se alcanzaba en España desde hace años.

«Nuestras previsiones apuntan a un déficit inferior al 3 % del PIB para 2025 y una deuda pública inferior al 110 % del PIB«, ha recordado para subrayar el compromiso del Gobierno con la consolidación fiscal y la transición hacia una economía verde en España.

Asimismo, con la agenda de reformas y los fondos de recuperación europeos, Sánchez ha asegurado que el Gobierno está listo para amortiguar las consecuencias de la guerra y modernizar la economía, así como aumentar la competitividad y productividad. «Estamos encarando con optimismo el futuro sobre la economía española», ha afirmado.

En cuanto a la posible normalización de la política monetaria del BCE, el presidente español ha considerado importante mantener alineadas la política monetaria del BCE y la política fiscal.

Reformar el mercado eléctrico europeo para garantizar la transición verde

Sánchez ha alertado este martes en el Foro Económico de Davos de que si Europa no logra reformar el mercado de la electricidad pondrá en peligro la transición verde a la que aspira, debido a la situación actual de precios de la energía.

«Debemos modernizar nuestro marco regulatorio europeo de la electricidad porque, si no, pondremos en peligro toda la transición verde», ha alertado el presidente este martes durante su participación en una mesa redonda en el Foro de Davos. También ha subrayado que las «consecuencias» del actual sistema de comercio de emisiones ya están afectando a familias e industrias.

«No tiene sentido que estemos pagando precios del gas cuando tenemos energías tan competitivas como las renovables y que el mercado de comercio de emisiones esté totalmente alterado», ha criticado Sánchez, que ha considerado que es necesario «ser más ambiciosos a escala europea».

Así, se ha preguntado por qué es «difícil» que los poderes públicos intervengan en los mercados energéticos. «En cambio, cuando el mercado financiero no funciona, políticos y economistas abogan por la intervención», ha proseguido.

Además, ha argumentado los políticos necesitan seguir contando con el apoyo de la sociedad, por lo que es necesario que todo el mundo vea las ventajas de la transición verde. Para esto, ha instado a los responsables políticos a evitar medidas que puedan afectar a aquellos segmentos de la población que más estén sufriendo las consecuencias de la pandemia o de la guerra.

El vicepresidente de la Comisión Europea, Frans Timmermans, ha criticado que las empresas energéticas «se estén embolsando beneficios extraordinarios enormes mientras los ciudadanos sufren porque no pueden pagar las facturas de la electricidad». También ha considerado necesario introducir reformas en el sistema eléctrico europeo, pero ha indicado que no es algo que se pueda resolver «de la noche a la mañana».

Publicidad