Portovejense que murió en Quito se atragantó con un pedazo de carne | El Diario Ecuador

19

Johana Cárdenas murió por causa de una asfixia. Ese fue el resultado de la autopsia realizada a la portovejense de 35 años que fue hallada sin vida el pasado domingo en su departamento, en Quito, revelaron sus familiares.

Rosa Mariscal Cárdenas, dijo que su hermana era económista y estaba radicada en Quito por cuestiones de trabajo.

Ella vivía con una amiga quien la encontró tirada en el suelo de la sala y sin vida, explicó Rosa.

Los agentes de la Policía Nacional realizaron el levantamiento del cadáver y lo llevaron al anfiteatro para que le practiquen la autopsia y saber las causas de la muerte.

>Autopsia. Rosa indicó que según los resultados de la autopsia su hermana falleció por asfixia, luego que se atragantó con una porción de carne que estaba comiendo y como estaba sola en el departamento no recibió ayuda o atención médica a tiempo.

La hermana señaló que su ser querido tenía aproximadamente ocho horas fallecida cuando fue encontrada por su amiga.

Los restos mortales de Johana Cárdenas son velados en la ciudadela Fátima. Mañana será sepultada en el camposanto Jardines de Manabí, indicaron sus seres queridos.