Crespo reconoce que el PPCV pagó en negro a la trama Gürtel y se integró en la caja ‘b’ de Correa

20
Actualizado 19/01/2018 11:57:32 CET

MADRID, 19 Ene. (EUROPA PRESS) –

El ‘número’ dos de la trama Gürtel, Pablo Crespo, ha reconocido este viernes que el PP de la Comunidad Valenciana liderada por Francisco Camps pagó con dinero en negro los eventos y actos electorales de las campañas municipales y autonómicas de 2007 y de las generales de 2008 que contrataron con la empresa Orange Market.

Durante su declaración en el juicio por la presunta financiación ilegal del PP valenciano, Crespo -que se enfrenta a 22 años de prisión– ha corroborado lo que ya confesó el líder de la trama corrupta, Francisco Correa. A preguntas de la fiscal Myriam Segura ha explicado que parte de los eventos que realizó Orange Market para los ‘populares’ valencianos fueron pagados en “efectivo” y que fue un dinero que “no se declaró”, pues fue integrada en su totalidad a la “caja ‘b’ del señor Correa”.

“La otra parte de trabajos para el PP fueron pagados por los empresarios que prestaron aquí declaración”, ha añadido. Estos empresarios han alcanzado un pacto con la Fiscalía Anticorrupción tras reconocer que sufragaron de forma ilegal los actos de la formación política.

Crespo finalmente ha contestado a las preguntas de todas las partes, aunque en un principio sólo iba a contestar a su abogado, Miguel Durán, con la promesa de la “absoluta expresión de la verdad”, según ha dicho el letrado.

Por otro lado, el ‘número dos’ de la Gürtel ha enfatizado que ha podido “haber facturación cruzada pero por trabajos efectivamente realizados”, al igual que ya hizo Correa durante su declaración.

La declaración de Crespo estaba prevista para este miércoles, pero tras la confesión de Correa su letrado y el de Álvaro Pérez ‘El Bigotes’ solicitaron al juez José Manuel Vázquez Honrubia suspender el juicio durante 48 horas para poder estudiar la estrategia de defensa a seguir. Durán ha afirmado antes del inicio del juicio que no se ha alcanzado ningún pacto con la Fiscalía Anticorrupción, pero que aún así contará la verdad.