El PSOE ya no descarta el 155 y admite reservas a la decisión de investigar a los alcaldes colaboradores con el 1-0

Actualizado 18/09/2017 14:46:40 CET

MADRID, 18 (EUROPA PRESS)

El PSOE ya no contempla como una línea roja para seguir apoyando al Gobierno en Cataluña la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña y admite que, entre las medidas adoptadas para evitar la celebración del referéndum ilegal del 1 de octubre, a los socialistas unas les “gustan más” y otras “menos”.

En rueda de prensa en Ferraz, el portavoz de la Ejecutiva Federal, Óscar Puente, ha evitado fijar una posición “nítida” del PSOE respecto de la aplicación del 155 de la Constitución cuando “ni siquiera el Gobierno tiene una posición clara” al respecto. “Es una mera hipótesis en este momento. En función de las circunstancias decidiremos. No está sobre la mesa y no nos vamos a pronunciar”, ha indicado.

Ese artículo de la Carta Magna, que nunca se ha aplicado hasta la fecha, permite al Gobierno, tras recibir el apoyo al Senado, adoptar las medidas necesarias para obligar a las autoridades de una Comunidad Autónoma a cumplir la ley.

La portavoz parlamentaria del PSOE, Margarita Robles, señaló el 6 de julio pasado que los socialistas no apoyarían al Gobierno si decidía aplicar el 155 en Cataluña, si bien ella misma interpretó entonces que el Ejecutivo no tenía en mente recurrir a ese precepto constitucional.

“NO SERÍA DESEABLE”

Hoy Puente ha señalado que el PSOE está “en la misma onda” que el PP, cuando su vicesecretario general de Comunicación dice que la aplicación del 155 en Cataluña “no sería deseable”. Pero no ha descartado que, en función de las actuaciones de la Generalitat, sea necesario finalmente aplicarlo. “No sabemos las circunstancias que se van a producir. A la luz de esas circunstancias tomaremos una decisión” al respecto.

Fuentes de la dirección del PSOE reconocen en privado que no sería lo mismo aplicar el 155 para evitar el 1 de octubre, que hacerlo con posterioridad para evitar una declaración unilateral de independencia por parte del Parlament. “Ese referéndum es ilegal, no es democrático y no debe producirse. Y de producirse no debe tener ninguna consecuencia”, ha subrayado Puente en la rueda de prensa.

Con respecto a las medidas adoptadas hasta la fecha para intentar evitar la celebración del 1 de octubre, las mismas fuentes admiten que les ha sorprendido la decisión de la Fiscalía de investigar a los alcaldes que están dispuestos a colaborar con la consulta cediendo medios municipales, cuando sería más lógico emprender medidas contra los principales promotores de la consulta.

APOYO A LA INTERVENCIÓN DE HACIENDA

En cualquier caso, los socialistas no criticarán en público ninguna de las medidas por responsabilidad de Estado y porque ésa es la posición que les gustaría recibir de la oposición cuando estén en el Gobierno. La Ejecutiva Federal sí comparte las medidas adoptadas por el Ministerio de Hacienda para evitar que la Generalitat pueda destinar dinero pública a la preparación de la consulta.

En rueda de prensa, Puente ha confirmado que de las medidas adoptadas hasta la fecha para impedir el 1-O, al PSOE unas les han gustado más y otras menos, pero se ha quedado ahí. El portavoz ha rechazado hacer una valoración puntual sobre cada paso que dé el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. El PSOE, ha insistido, respaldará todas aquellas medidas que respeten los principios de “proporcionalidad y eficacia”.

El portavoz también ha reiterado la posición del PSOE de que será necesario un diálogo para lograr una solución en Cataluña, porque el problema permanecerá el 2 de octubre. Sin embargo, ha admitido que “para evitar” el referéndum “en este momento lo que cabe son medidas legales porque los que organizan el referéndum no parece que estén dispuestos a dar marcha atrás”.

Por eso los socialistas, con el fin de ganar el apoyo del PP, han accedido a constituir su propuesta de comisión parlamentaria sobre el modelo territorial en el Congreso de los Diputados después del 1 de octubre.


Loading...