El secretariado de la CUP dimite y abre un proceso de renovación a dos días del inicio de la campaña

Los quince miembros del secretariado nacional de la CUP notificaron este sábado durante el consejo político su decisión de abandonar el órgano ejecutivo. Explican la decisión ante la necesidad de un “proceso de renovación” del secretariado después de “días de debates” y teniendo en cuenta el “contexto interno y externo” del propio órgano y de la misma organización.

La obsesión por la rotación de cargos en el seno de la CUP lleva a la coherencia de que la cúpula del partido esté representada fielmente en todos sus órganos de dirección. En una misiva a los afiliados, el secretariado nacional explica que las elecciones del 21-D son “el último reto” que afronta como equipo de trabajo después de 18 meses de “tarea colectiva” y que es un “buen momento” para que la organización se dote de un nuevo equipo de militantes para afrontar los retos de futuro.

El proceso se iniciará, según explican en la carta divulgada por la agencia ACN, cuando marque el calendario detallado que se se someterá a votación en el consejo político el próximo 9 de diciembre. La fecha exacta en que comenzará el proceso se elegirá en base a la “voluntad de facilitar que haya listas colectivas en la convocatoria” teniendo en cuenta que las fechas de final de año coinciden con un período de vacaciones. Mientras tanto, el secretariado nacional mantendrá sus funciones hasta la proclamación de los nuevos miembros para garantizar el relevo político.

Debilidad y falta de cohesión

El secretariado nacional del partido se compromete a impulsar durante estas semanas el debate en torno a las asambleas nacionales “estratégica y organizativa” previstas por el primer semestre del 2018. En cualquier caso, la dimisión en bloque del secretariado de los cupaires parece trasladar un cierto mensaje de debilidad y falta de cohesión en el partido. Sus integrantes fueron elegidos en junio del 2016, cuando seis integrantes abandonaron el cargo tras denunciar “actitudes sectarias y maquiavélicas” a la hora de decidir sobre la investidura de Artur Mas y sobre la enmienda a la totalidad los presupuestos de entonces. El actual secretariado recibió el apoyo del 76,23% de los votos de la militancia.

El secretariado saliente está integrado al inicio por el exdiputado Quim Arrufat; Natalia Sánchez, candidata ahora por Girona; Lucas Salellas; Nuria Gilbert; Dani Corpas; Anna Gabaldà; Juanma Rojas; Elisabet Punset; Eduardo Càliz; Aida Sanuy; Ricard Torné; Laura Rafecas; Xevi Generó; Albert Serrats y Òscar Simón. El sector de Endevant, en el que militan Anna Gabriel y Carles Riera, es el que está tomando más protagonismo en el partido de cara a las próximas elecciones. Sus partidarios serán los que presumiblemente asumirán mayores cotas de poder en las estructuras del partido.

Loading...