ERC ganaría por poco a Colau en unas elecciones

ERC ganaría las elecciones municipales en Barcelona si se celebraran ahora, según el último barómetro semestral realizado por el Ayuntamiento de Barcelona, que señala un escenario que dejaría a los republicanos y BComú en un empate técnico: la formación encabezada por Alfred Bosch obtendría el 16,5% de los votos y los de Colau quedarían con un 16,3%.

El barómetro, que se ha hecho en base a 800 encuestas, señala que el encaje político de Cataluña en España es el principal problema para los barceloneses y ha experimentado un crecimiento muy relevante en los últimos años. Si en el 2011 sólo representaba el primer problema por el 5,3% de la población mientras que ahora se sitúa en el 45%.

Campaña para el 2019

“Es la segunda vez en la historia que un partido de la oposición supera el resultado en intención directa de voto al partido que está en el Gobierno”, ha recordado el líder republicano en el ayuntamiento, Alfred Bosch. El anterior fue en 2010, antes de que Trias ganase la alcaldía de Barcelona.

Más allá del dato y fiel a su costumbre de no confiar demasiado en los resultados de las estadísticas, Bosch ha reiterado que “el barómetro es orientativo y nos permite afrontar el trabajo con buenas perspectivas de cara al 2019”. Una nueva cita con las urnas para la que ya ha empezado la carrera hacia la renovación de la alcaldía y los comunes no salen demasiado bien parados.

Contrarios al 155

El primer teniente de alcalde, Gerardo Pisarello, ha destacado en una rueda de prensa este jueves que la mayoría de los barceloneses se muestran contrarios al encarcelamiento de líderes políticos (80,5%), a la aplicación del artículo 155 de la Constitución (74,5%) y a la declaración unilateral de independencia (62%).

La situación política en Cataluña es la principal preocupación de los barceloneses, con el 11,3% de las menciones, seguida de los aspectos políticos generales, con un 9,6%, por lo que el contexto político actual suma más del 20% de las respuestas.

En tercer lugar, y por primera vez, aparece la contaminación (9%), mientras que el turismo, que en el anterior barómetro era considerado el problema más importante de Barcelona con un 19% de las respuestas, pasa a la cuarta posición, empatado con el paro y las condiciones laborales, ha explicado Pisarello.

Consecuencias

Las expectativas ante el futuro de Cataluña en el contexto político actual están igualadas: son más bien optimistas para el 45,8% de los barceloneses encuestados y pesimistas para el 49,4%. Un 2,9% no se considera ni optimista ni pesimista y el otro 2% ni sabe ni contesta.

Sobre las consecuencias para Barcelona del contexto político actual, un 52,6% se muestra pesimista y considera que son negativas para la capital catalana. Un 21,8% las considera positivas y un 19,1% cree que no son relevantes.

Loading...