Las cintas de Lezo salpican al deporte: “Lo de Pedro Antonio es para matarle; se llevaba por todas partes”

En un momento en que los hermanos González planean invertir y gestionar la firma audiovisual Auditel, Pablo describe a Ignacio al expresidente del Consejo Superior de Deportes como alguien avaricioso en el cobro de comisiones: “Pedro Antonio se llevaba por todas partes, o sea… vino también a decir que quería llevarse de, del vídeo marca…de los vídeos marcadores que habíamos puesto nosotros…. Porque, porque es que quería llevarse también de, venía Elton John y también quería llevarse comisión”.

Martín Marín, secretario general de la COPE entre 1983 y 1990, figura entre los 59 investigados por el juez Eloy Velasco que conforman las pesquisas de la Operación Lezo. Las grabaciones sugieren una estrecha relación entre Pablo González y Auditel, adjudicataria de numerosas contratas relacionadas con el deporte. También, apunta que Martín Marín cobró comisiones cuando era presidente de la firma pública Hispasat. Martín Marín no ha respondido a la petición de este periódico para recabar su versión.

Los hermanos González, tanto Ignacio como Pablo, también dicen conocer corruptelas del exconsejero de Deportes de la Comunidad de Madrid en la época de Esperanza Aguirre, Alberto López Viejo, imputado en varias piezas de la trama Gürtel y que, además, ahora engrosa la lista de investigados por el juez Velasco en el caso Lezo. Le atribuye cobro de comisiones en la construcción de campos de fútbol. “López Viejo, macho, mil euros, pagarle una comisión de un campo de fútbol”.

“Robas tú porque yo no he podido. Está acostumbrado a hacer negocios de esa manera”

Además, Pablo asegura que Auditel recibió un trato de favor en la adjudicación de una contrata para instalar los cuatro vídeos marcadores del Palacio de los Deportes de Madrid, siendo su hermano presidente de la Comunidad, dueña del Palacio de los Deportes. La adjudicación fue “con tu ayuda, evidentemente”, comenta Pablo a su hermano Ignacio. Hasta el arquitecto que supervisó la instalación de los vídeos marcadores resultó agraciado: “Le regalamos, le pusimos 18 equipos de música en su casa”, cuenta Pablo a Ignacio.

Los hermanos González quieren invertir el dinero negro y se refieren a la firma Auditel como una buena inversión (“anda que si nos saliera bien…”, le dice Pablo a Ignacio), pero temen que Agustín Domínguez, directivo de Auditel e hijo de un exdirigente deportivo español emerja como un obstáculo para la operación. “Lo que pasa es que este es un cantamañanas de cojones, el, el Agustín Domínguez…”. Según Pablo González, encarcelado junto a su hermano por la Operación Lezo, Domínguez actúa “como mediador para el pago de comisiones a dirigentes de instituciones deportivas”, según el sumario. Las grabaciones muestran que Pablo “parece tener importantes intereses en Auditel”, perceptora de abundantes contratas relacionadas con el mundo del deporte.

Pablo González alude también, como presunto perceptor de comisiones, a Julio Grondona, presidente de la Asociación de Fútbol Argentino. Y asegura que le conocía personalmente y que incluso le había pagado comisiones. Grondona le llamaba a él “Pablito” y que era una persona con la que “había que apalabrar lo que se iba a llevar”, pese a que siempre advertía que “el pelusa” (en alusión a Diego armando Maradona, exentrenador de la Selección Argentina) no se enterara. También, le habla de corrupciones deportivas en países como Venezuela y Argentina, países en los que Auditel dispone de “grandes contratos relacionados con el mundo del deporte”.

La adjudicación de los vídeos marcadores del Palacio de Deportes “fue con tu ayuda, evidentemente”, concede Pablo a su hermano Ignacio

A continuación, un extracto de la conversación que mantienen Pablo y su hermano el expresidente de la Comunidad de Madrid, después de decirle Pablo que Domínguez “no tiene ni puta idea del negocio” y que se trata del “típico tío que especula”, de los que hacen negocios “de compro a tres y vendo por 18”.

Pablo: (…) Este tiene buenas relaciones con el mundo del fútbol. Conoce al presidente de la FIFA, al de la UEFA, ya te contaré mi conversación con Grondona en Argentina. Yo alucinaba en colores, macho, una conversación y… después de… apalabrar lo que se iba a llevar, lo que no sé que, no sé cuanto, y me dijo (con acento argentino): Pablito, te pido una cosa, que no se entere El Pelusa (risas). Digo, perdóname Julio, yo a Maradona no le conozco de nada… Ya pero tú sabes que luego la prensa se entera, o sea, él era el presidente de la Federación argentina y El Pelusa el seleccionador nacional. Y digo, joder, yo no conozco a Maradona…

Ignacio González: ¿Pero El Pelusa también cobraba de esto?

Pablo González: No. El Pelusa lo que quería decirle al otro es que robaba.

I. G. Si, las dos opciones, o cobra o le denuncia.

P. G. Eso quiere decir que, cobras, ósea robas tú porque yo no he podido… O sea, él está acostumbrado a hacer negocios de esa manera. Nosotros cobramos 30 millones de dólares en Venezuela y pagamos tres, pero vamos… Venezuela era ya tal cachondeo que… Como no hay corresponsabilidad entre Venezuela y tal. (…) De lo que tiene Agustín Domínguez, lo único que me sirve son las relaciones y ahora… (…) en el Palacio de Deportes de aquí de la Comunidad, nosotros intentamos (con Auditel) poner todo el sistema integral y al final solo nos contrataron los vídeos marcadores. El de cuatro pantallas… Este le quería poner vídeo wall, ¿sabes? que son muchas pantallas de televisión y tal y cual… Yo en ese momento ya sabía que era obsoleto, ¿entonces? no se ponían pantallas enteras porque la definición no daba, pero nosotros ya sí la teníamos. Bueno, entonces ahí fue relativamente sencillo porque tecnológicamente había una diferencia muy grande. Bueno, con tu ayuda, evidentemente (…) se la tuvo que comer con patatas.

Pablo habla después a su hermano del arquitecto que supervisó los vídeos marcadores y al que (Auditel, empresa en la que parece “tiene importantes intereses”, señala la UCO) le puso 18 equipos de música en casa, entre otras prebendas, y al que tacha de ser “un capullo”. Y menciona una anécdota durante la colocación de los vídeos marcadores. El técnico de Auditel reprendió al instalador: “Se te cae el techo, cabrón, como lo cuelgues así se te cae el techo. También, saca a relucir que Martín Marín, expresidente del deporte en España y activo participantes en actos de olimpiadas,

P. G. Bueno, bueno, lo, lo, lo, lo de Pedro Antonio es para matarle. Lo de Pedro Antoni… Una vez vino a verme uno, unos de unas sillas que se llaman Figueras (…) Son dos tíos que ponían sillas y que acaban de poner Los Angeles Lakers… estos trabajan la Casa Blanca, el no sé qué, el no sé cuánto… [Cuenta a su hermano una esperpéntica historia de una adjudicación de sillas para el Pabellón de Deportes, cuando lo regía Martín Marín, colocó sillas retractiles que llegado el momento no funcionaron pese a ser las más caras y desaconsejadas. La contratación de las caras e inútiles la realizó Martín Marín, según Pablo González]

I. G. ¡Acojonante! Hay que joderse macho.

P. G. El mundo es así, Nacho, pero bueno…

Pablo vuelve a detallar la tabarra que les dio el arquitecto, Hermoso cree que se llama, y dice que se jactaban ante ellos de circular con una Harley Davidson, y describe una escena en la que el arquitecto tiene un accidente: “Bueno, total, que según entra el tío contentísimo, viene, bum, bum, y se mete un ostión en la moto… y se rompe los dos brazos (risas) Le dieron por gilipollas, va a estar sin oír el equipo de música y sin la tele todo el tiempo que este de baja…”.

Su hermano Ignacio interrumpe: “Tonto el culo… Si acabas jodiendo a la gente y te colocan a un mierda… esto de Pedro Antonio no puede ser…”

Pedro Antonio “ha rebañado en todos sitios”

Pablo González: Pero Pedro Antonio ha ido rebañado en todos los sitios donde ha estado. En la plaza de toros, o sea, se quedaba con tos los abonos, todos aquellos que requisasteis porque aquello era un cachondeo y luego los vendían (…) no sabes lo que era aquello. Es tremendo (risas), bueno, eso era su máxima aspiración…”.

I. G. “Es que me parece cutre, ¿no?

P. G. Eso luego a la gente le sirve para aparentar y ciertas cosas.

I. G. Ahí macho

P. G. Pero es que le conoce todo Dios y cuando lo hace, no te creas que lo hace una vez y de algo casual y tal… O sea, en la gestión del Palacio de los Deportes, entonces estaba yo en Caja Madrid, al tío lo ponían a caldo, pero a caldo macho, y el tío que encontrase, había una empresa que es la que hacía casi todos los eventos… que te trae a las grandes estrellas… No le podían ni ver, entonces las reuniones eran tremebundas porque quería llevarse también comisión de, de, venía Elton Jhon y también quería llevarse comisión, es que era la polla…

I. G. ¿Se las llevaba él o la empresa?

P. G. El que intercedía por todo eso, o sea, porque él nunca te enterabas de la mano de tal y cual… Creo que fue presidente de Hispasat macho… también contaban allí de todo. El tío tenía una participación de Hispasat y compra y cobra el tío un plus. Cobra él, pero eso se lo autorizó la SEPI [firma pública del Estado]. Eso no se ha vuelto a hacer en la vida. Vamos es más, lo intentó hacer un presidente de Avantia y está en la cárcel.

[email protected]

Loading...