Los exconsellers y los ‘Jordis’ declaran ante el Tribunal Supremo

Los ocho exconsellers encarcelados, con Oriol Junqueras a la cabeza, y los líderes independentistas Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, han empezado a llegar al Tribunal Supremo para acogerse a la llamada vía Forcadell. Su entrada ha pasado desapercibida por los medios de comunicación y los que se han congregado frente al edificio, ya que se ha hecho con furgones de la Guardia Civil. Han sido los líderes de la ANC y Òmnium Cultural los que han llegado a los calabozos de la Audiencia Nacional, el edificio adyacente, desde donde serán trasladados ante el magistrado Pablo Llarena. Les han seguido Dolors Bassa y Meritxell Borràs

Todos ellos pedirán su libertad provisional con el argumento de que acatan el artículo 155 de la Constitución y que la declaración unilateral de independencia (DUI) fue simbólica. Están acusados junto al expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y los exconsellers que le acompañan en Bruselas, de rebelión, sedición y malversación en relación con su liderazgo en el proceso independentista catalán.

Acatan el 155

Habían pedido comparecer ante el juez Llarena para defender que, desde que la Audiencia Nacional ordenó su prisión provisional sin fianza, se ha aplicado –y ellos han acatado– el artículo 155 de la Constitución. Hecho que supuso su cese y la convocatoria de elecciones en Cataluña para el próximo 21 de diciembre. 

Igual que hizo la ahora presidenta de la comisión permanente del Parlamento catalán, alegarán que no hay riesgo de reiteración delictivo, el argumento fundamental por el que fueron enviados a prisión, porqué no son responsables de ningún departamento de la Generalitat.

Objetivo: “revisar la situación”

El juez Llarena les ha respondido con una providencia en la que señala literalmente que “visto que todos ellos solicitan la revisión de su situación personal y que se les reciba declaración, en relación con la misma, se accede a lo interesado y se acuerda citarles para comparecencia”.

Según fuentes del alto tribunal, desde los calabozos de la Audiencia Nacional serán devueltos a las prisiones respectivas sea cuál sea la decisión del magistrado sobre su libertad. 

La asunción del 155 por parte de los imputados también afecta a las elecciones autonómicas, cuya campaña comienza en la medianoche del lunes. En esa campaña quieren participar los comparecientes, con la excepción de Meritxell Borras y Jordi Cuixart.

Posible liberación

El juez no está obligado a adoptar ninguna decisión, dado que la situación personal de los afectados ya ha sido decidida por la magistrada inicial del caso, la de la Audiencia Nacional Carmen Lamela. Con todo, la libertad bajo fianza que el Tribunal Supremo dictó para Forcadell y el resto de miembros de la mesa de la Cámara catalana que autorizaron el desarrollo de las leyes del procés y facilitaron la votación independentista lleva a las defensas a pesar que se dictaminará algo parecido para los encarcelados. 

Han preparado para este fin unos 200.000 euros que se llevan al Tribunal Supremo para pagar las finazas en el mínimo tiempo posible llegado el caso. 

Loading...