Inicio España Podemos registra en el Congreso una ley para topar la subida de...

Podemos registra en el Congreso una ley para topar la subida de hipotecas y pide al PSOE que asuma esta medida

Descarta llevar su medida a la negociación presupuestaria porque urgen a aprobarla antes, en el próximo plan de contingencia

MADRID, 15 Sep. (EUROPA PRESS) –

Unidas Podemos ha registrado en el Congreso su proposición de ley para fijar un tope temporal a la subida de las hipotecas de tipo variable para familias vulnerables y ha demandado al PSOE, su socio de coalición, que negocie y acepte su planteamiento porque urge reaccionar ante la deriva inflacionista.

Eso sí, ha recalcado que no conciben este punto como una exigencia en la negociación de los próximos Presupuestos Generales porque piensan que su aprobación debe ser más rápida e incluirse en el próximo decreto de plan de contingencia, dado que las futuras cuentas públicas no se aprobarían hasta finales de año y eso sería «demasiado esperar».

Así lo han trasladado a los medios de comunicación el portavoz del grupo confederal, Pablo Echenique, y la diputada Pilar Garrido tras formalizar el registro su iniciativa, que urge aplicar ante el «rally alcista» de los tipos de interés y que entraña un problema para la «sostenibilidad» de la economía familiar y para la «estabilidad» del propio sistema financiero.

El socio minoritario de la coalición ya avanzó su plan de registrar una proposición de ley tras remitir previamente al PSOE las líneas maestra de este tope de hipotecas, que plantea limitar al 0,1% el alza de los créditos hipotecarios durante un año y, con ello, rebajar hasta 150 euros la cuota mensual que soportan las familias.

«SORPRENDIDOS» CON LA REACCIÓN DEL PSOE A UNA MEDIDA «MODERADA»

Y es que Echenique se ha mostrado «sorprendido» por la reacción de su socio descartando esa posibilidad, como manifestó el propio presidente Pedro Sánchez, cuando no existe ninguna normativa comunitaria que imposibilite limitar los tipos de la hipotecas variables y cuando, además, su planteamiento «no es de máximos» sino «moderado» y equilibrado» para que le fuera «más sencillo» asumirlo.

Por tanto y tras recalcar que su formación está a favor de la dación en pago y de la prohibición de desahucios, ha emplazado al PSOE a dialogar porque es «casi una costumbre» que presenten una medida para proteger a las familias, se les diga que es «ilegal» como ocurrió con el tope del gas y que luego se adopte pasado unos meses.

A su vez, el texto elaborado por Unidas Podemos argumenta que la subida de tipos, que ronda ya el 2%, tendrá un «gran impacto» en los hogares de cara a la negociación de condiciones entre clientes y las entidades financieras en próximos meses.

Concretamente, la propuesta legislativa se ciñe a las familias en situación de vulnerabilidad y en base a los condiciones ya pautadas para desplegar la moratoria hipotecaria durante la pandemia, al fijar como beneficiarios de las medidas con ingresos equivalentes a tres veces en el IPREM para la unidad familiar, junto a otros requisitos.

Y es que el portavoz de Unidas Podemos ha alertado de que la subida de hipotecas va a ser un «grave problema de país» con aumentos mensuales de 200 euros para una hipoteca media, lo que afecta a la economía familiar y puede, además, aumentar la morosidad, los impagos y tocar la propia estabilidad del sistema bancario.

Es más, ha vaticinado que esta medida seguramente será la primera de muchas ante la tendencia alcista del Euribor y haya riesgo de un problema «estructural» y «sistémico».

LOS BANCOS TIENEN QUE SER «CORRESPONSABLES»

Por su parte, Pilar Garrido ha insistido en que ante esta situación «excepcional» hacen falta «medidas urgentes y contundentes», pero también moderada en este caso, que protege tanto a bancos como a los hogares.

De esta forma, ha disertado que las entidades financieras pueden asumir este límite tras registrar más de 20.000 millones de euros de beneficios extraordinarios el último año.

«Se les pide corresponsabilidad» ha agregado la parlamentaria, quien ha llamado a no recaer como en la crisis de 2008 en situaciones de pérdida de vivienda, máxime cuando entonces se actuó rescatando a los bancos.

Publicidad