La eliminación del viejo ideario de C’s divide a militantes y fundadores

La intención de Albert Rivera y su núcleo duro de sustituir el ideario de C’s, vigente desde el congreso del 2007 y elaborado por Francesc de Carreras, por uno nuevo que borra toda referencia “al socialismo democrático” y a los orígenes catalanes de la formación, ha generado una gran división entre la militancia, cuadros e incluso fundadores.

A lo largo del día de ayer fueron numerosos e intensos los debates en las redes sociales sobre una polémica decisión en la que algunos ven el plan de Rivera para llevar a acabo una suerte de refundación del partido en el congreso que celebrarán en Madrid el mes de febrero y abrazar postulados netamente liberales. La sorpresa y el malestar del sector socialdemócrata no se quedará sólo en palabras. Varios consejeros de C’s, como Sergio Sanz, se plantean presentar en el consejo general de hoy una enmienda a la totalidad del borrador del ideario, al entender que éste pone el riesgo los equilibrios ideológicos en los que se ha basado C’s durante más de una década, permitiéndole cobijar a sensibilidades que iban del liberalismo clásico a la socialdemocracia, pasando por el socioliberalismo.

Entre el grupo de intelectuales que fundó en el 2005 C’s hubo opiniones dispares y sobre todo mucho silencio a la espera de ver cuáles serán los próximos pasos de Albert Rivera. “Un error y una despedida”, escribió Félix Ovejero en Facebook.

“El documento me parece sensato, la desaparición del viejo lenguaje es evidente: socialismo hoy ya no se sabe lo que quiere decir (¿Maduro?)”, declaró a El País Félix de Azúa.

Ante la polémica suscitada, la dirección de C’s puntualizó que la ponencia del ideario es un “documento abierto” que como tal podrá ser enmendado por los miembros del congreso. “Lo pueden enmendar, debatir, discutir; y espero que el congreso sirva para reforzar y hacer más fuerte a Ciudadanos”, dijo Rivera.

Con todo, el dirigente centrista reivindicó la necesidad de un nuevo ideario por el cambio que ha sufrido el partido en sus diez años de vida. “Hace diez años éramos una plataforma civil y autonómica, y ahora somos un partido nacional y europeo”, declaró Rivera en Valencia, donde el líder de C’s tiene que hacer frente a la rebelión de una parte de la militancia que está con Carolina Punset. Matizó que “no se trata de que demos un giro” desde posiciones más socialdemócratas a liberales, sino de que “se trata de una propuesta que se adecua absolutamente a lo que hoy es un partido que ya forma parte de la familia de los demócratas y liberales europeos”.

Todo ello con una estrategia muy clara pensando en un futuro no muy lejano: “Gobernar España”. Y eso pasa también por empezar a formar parte de aquellos gobiernos autonómicos y municipales que se basan en el apoyo de C’s. Una manera, dijo Rivera, de adquirir “experiencia ante las próximas elecciones generales, donde aspira a llegar al Ejecutivo central”.

Albert Rivera afirmó desconocer que en Valencia hubiera “dos almas en el partido enfrentadas”. Pero en un claro mensaje, sin citarla, a Carolina Punset y a Alexis Marí, Síndic de C’s en las Cortes Valencianas, invitó a presentarse a primarias “a cualquier persona que crea que lo puede hacer mejor” que la ejecutiva actual del partido y que piense que puede tener “un proyecto alternativo mejor o más ambicioso”. En algunos sectores de C’s tampoco ha gustado que en el apartado que regula las funciones del presidente del partido no se haya incorporado una limitación de mandato (algo que C’s exige en cambio al presidente del Gobierno), ni que se especifique mecanismos ni motivos para su posible cese.

Asimismo, el intento de rebajar el del consejo general, máximo órgano de representación entre congresos y con capacidad para fijar la estrategia política del partido. Rivera quiere que sea la comisión ejecutiva la que marque el futuro compás.

Para ello propone que el nuevo consejo esté compuesto por 40 miembros de la ejecutiva (que aumenta en número), 19 portavoces regionales y 125 miembros elegidos en el congreso mediante un sistema de listas abiertas.

 

Loading...