Una mamarracha separatista a un policía: "Márchate a Madrid"

Es una mamarracha de tres al cuarto y encima tiene el atrevimiento de meterle un paquete a los agentes de la Comisaría Nacional de Policía de Vic (Barcelona) porque no la atendieron en catalán, sino en español.

La señora en cuestión responde al nombre de Montserrat Puig Cotado, militante de la CUP, y el 21 de julio de 2016 acudió a la comisaría para renovar su pasaporte, un trámite de lo más normal del mundo si no hubiese sido porque su propósito era el de liarla parda.

El primer agente que la atendió en las dependencias policiales, madrileño de origen, se dirigió a ella en español y la separatista, a gritos, dijo:

Por aquí no paso. Estoy en Vic y no estoy obligada ni pienso hablar en español. Si eres de Madrid, pues márchate a Madrid, pero yo aquí hablo en catalán

Intentó saltarse el turno para ser atendida por otro efectivo, pero al no permitírsele, cogió rauda y veloz su teléfono para llamar al alcalde de la localidad, Joan Coma, de su propio partido, al mismo tiempo que se dedicó a hacer fotos a los agentes, algo prohibido.

Acto seguido tomó las de Villadiego, pero sólo para acudir con una decena de cuperos a manifestarse enfrente a la comisaría. A la par, el regidor de Vic se puso en contacto con unos abogados para denunciar a los agentes. Surrealismo separatista al más alto nivel (o bajo, según se mire).

Loading...