Exasesor presidencial Michael Flynn se declarara culpable de mentir al FBI

El exasesor de Seguridad Nacional del presidente Donald Trump, Michael Flynn, se declaró culpable el viernes de hacer “declaraciones falsas, ficticias y fraudulentas” al FBI sobre conversaciones con el embajador de Rusia.

En la corte el viernes por la mañana, los únicos comentarios de Flynn fueron responder sí y no a las preguntas del juez.

Flynn es el primer funcionario de la campaña presidencial de Donald Trump y el cuarto integrante del grupo de asesores cercanos al mandatario en ser acusado como parte de la investigación especial del abogado Robert Mueller sobre la posible colusión entre el gobierno ruso y los miembros del equipo de Trump, así como la posible obstrucción de la justicia y financiera crímenes.

Flynn, quien fue entrevistado por el FBI días después de la toma de mando del presidente Trump, fue forzado a renunciar en febrero después que funcionarios de la Casa Blanca dijeran que los había engañado sobre si había discutido sanciones con el embajador ruso, Sergey Kislyak.

El abogado de Flynn, Robet Kelner, no respondió inmediatamente a mensajes solicitando comentarios.

El equipo de Mueller anunció cargos el mes pasado contra tres funcionarios de la campaña de Trump, el exdirector Paul Manafort y sus asociado Rick Gates, y el exasesor en política exterior George Papadopoulos.

Reacción del Partido Demócrata

El presidente del Comité Nacional Demócrata, Tom Perez, divulgó una declaración después de que el Departamento de Justicia acusara a Michael Flynn de hacer declaraciones falsas al FBI, donde dice que ese hecho es una clara señal a los republicanos en el Congreso de que deben tomar en serio la investigación sobre la intervención rusa en la elección presidencial de 2016.

“En este momento, el presidente no puede salirse con las suyas afirmando que estos cargos no son sobre su círculo cercano de contactos con Rusia, y no puede decir que Michael Flynn es un asesor de bajo nivel”, indica Perez.

Agrega que: “Esto sirve como una clara señal a los republicanos en el Congreso de que es tiempo de que tomen esta investigación seriamente y dejen de hacer excusas por los intentos del presidente de interferir. Los demócratas no permanecerán inactivos mientras los partidarios de Trump en el Congreso traicionan al pueblo estadounidense, socavan nuestra democracia y ponen en riesgo nuestra seguridad nacional. Es tiempo de que los republicanos se comprometan a proteger esta investigación y perseveren en el imperio de la ley”.

Loading...