Seguidores del acusado por el atentado de Bombay señalan a Trump por su detención

Islamabad, 31 ene (EFE).- Seguidores del líder islamista paquistaní Hafiz Saeed, acusado por la India y EEUU de planear el ataque terrorista de 2008 en la ciudad india de Bombay, acusaron hoy al presidente estadounidense, Donald Trump, de la decisión de las autoridades paquistaníes de ponerlo bajo arresto domiciliario.

Frente al Club de Prensa nacional de Islamabad, alrededor de medio centenar de seguidores de Saeed, líder de Jamaat ud Dawa (JuD), grupo incluido en la lista de organizaciones terroristas de EEUU y la ONU, afirmaron que fue arrestado por órdenes de Estados Unidos.

“La India pidió ayuda a Trump y él dio las órdenes a nuestros débiles gobernantes”, exclamó uno de los manifestantes a través de un altavoz.

Los manifestantes portaban banderas paquistaníes y lanzaron consignas como “Todos somos Saeed”, “Estados Unidos es un traidor” y “Mi casa es Srinagar”, en referencia a la capital de la Cachemira india, región que se disputan Islamabad y Nueva Delhi.

Además, prendieron fuego a banderas de plástico de Estados Unidos y la India, después de que unos niños caminasen encima de ellas.

Otras pequeñas protestas se llevaron a cabo en otras zonas del país.

El islamista fue arrestado ayer poco antes de la medianoche en una mezquita en Lahore (este) y llevado a su casa, donde quedó bajo arresto domiciliario.

El director general del servicio de comunicación del Ejército paquistaní (ISPR), mayor general Asif Ghafoor, declaró en una rueda de prensa que “los Estados soberanos e independientes toman decisiones en su propio interés”, al ser preguntado sobre si ha habido presiones internacionales para la detención de Saeed.

“Se trata de una decisión política que el Estado ha tomado en el interés nacional. Ahora las instituciones tendrán que hacer su trabajo”, agregó.

Además de Saeed, que ya estuvo bajo arresto domiciliario en 2001 y 2008, también fueron arrestados otros líderes de JuD, grupo islamista acusado de ser una tapadera de la organización Lashkar e Taiba (LeT), que supuestamente llevó a cabo la matanza de Bombay.

En la matanza de Bombay, que se prolongó durante tres días, los atacantes utilizaron fusiles de asalto y granadas en una estación de tren, un centro judío, varios restaurante y hoteles, entre ellos el emblemático hotel Taj Mahal, con el resaltado de 166 muertos y 237 heridos.

EEUU ofrece una recompensa de 10 millones de dólares por Saeed y hay una alerta roja de Interpol para su captura por los atentados de Bombay, pero el líder islamista se ha movido libremente por Pakistán, donde ha participado en actos y dado discursos, mientras su grupo es popular por su trabajo caritativo.

Según la India, Saeed es el fundador y líder de LeT, grupo que ha llevado a cabo ataques terroristas en la parte india de Cachemira, región por la que India y Pakistán han librado dos guerras.

Loading...