Wikileaks: Rusos no fueron detrás de ‘fuga’ de correos de Clinton

Rusia no tuvo que ver con la filtración de correos de Hillary Clinton: una ‘fuente interna disgustada’ accedió a la información del Partido Demócrata de EE.UU.

El exembajador británico en Uzbekistán Craig Murray (2002-2004), que también es activista y socio cercano del fundador de Wikileaks, Julian Assange, reveló el miércoles en una entrevista exclusiva con el diario británico Daily Mail la verdadera fuente que proporcionó al portal de filtraciones los correos electrónicos de la excandidata a la presidencia estadounidense.

Murray contó que no fueron los rusos los que les hicieron llegar esa información, que el propio exembajador en persona obtuvo en septiembre en un parque de Washington D.C. de manos de un intermediario de quien no ha querido mencionar la identidad.

Ninguna (de las fugas) vino de los rusos (…) La fuente tenía acceso legal a la información, los documentos procedían de filtraciones internas, no de hackeos”, aseguró el exembajador británico en Uzbekistán Craig Murray, que también es una figura fundamental en el portal de filtraciones Wikileaks.

“Ninguna (de las fugas) vino de los rusos (…) La fuente tenía acceso legal a la información, los documentos procedían de filtraciones internas, no de hackeos”, aseguró Murray.

El motivo de que la fuente filtrara los correos de la ex secretaria de Estado, explicó, fue el “disgusto” que llevaba por “la corrupción de la Fundación Clinton” y “el juego sucio” contra Bernie Sanders, rival de Clinton en las primarias del Partido Demócrata.

Esta revelación se produce días después de que la Agencia Central de Inteligencia estadounidense (CIA, en inglés) anunciara haber concluido que Rusia intervino en las recientes elecciones presidenciales de Estados Unidos a favor del candidato republicano y hoy presidente electo Donald Trump.

Con respecto a este asunto, Murray sostuvo que, independientemente de si los rusos hackearon o no los correos del Comité Nacional Demócrata (DNC, por sus siglas en inglés), publicados por WikiLeaks no vinieron de ellos. “No entiendo cuál podría ser la razón de que la CIA diga que la información llegó de hackers rusos, cuando debería saber que no es verdad”, dijo.

Entre tanto, Rusia ya ha rechazado una y otra vez estas acusaciones, detrás de las cuales considera que hay una motivación política.

aaf/mla/ask/nal

Loading...