Inicio Intelectualidad La Compañía Nacional de Danza inunda de romanticismo el Teatro de la...

La Compañía Nacional de Danza inunda de romanticismo el Teatro de la Zarzuela en el estreno de ‘La Sylphide’

Es uno de los ballets más icónicos de la danza clásica y el más antiguo del periodo romántico activo en el repertorio internacional

MADRID, 7 Dic. (EUROPA PRESS) –

La Compañía Nacional de Danza (CND) ha inundado de romanticismo el Teatro de la Zarzuela con el estreno del ballet ‘La Sylphide’, de Auguste Bournoville, que podrá verse en este escenario del 7 al 17 de diciembre en diez únicas funciones y que ha sido acogido este jueves entre aplausos y el público en pie.

Seis elencos de bailarines protagonizan esta historia de amor imposible de James y la Sylphide que comienza cuando esta última (interpretada hoy por Yaman Kelemet) irrumpe en una mansión donde se prepara la boda de Effie (Martina Giuffrida) y James (Thomas Giugovaz). La sílfide se enamora a primera vista del campesino sobre cuyo destino planea la cruel venganza ideada por la vieja Madge (Irene Ureña), rechazada por el joven.

Los hechos van sucediéndose y la lucha entre el bien y el mal acaba con un la prometida Effie en brazos de Gurn (Jorge Palacios) al que acompaña el trágico desenlace en el que la sílfide –símbolo del amor inalcanzable– muere víctima de un hechizo mortal.

Tras su paso este verano por la Zarzuela con los programas ‘América’ y ‘Europa’, y tras llevar a Matadero el programa integrado por ‘Morgen’, ‘Kübler Ross’, ‘Arriaga’ y ‘Swoosh’, la compañía dirigida por Joaquín De Luz ha regresado al Teatro de la Zarzuela para estrenar el montaje de este ballet romántico en dos actos.

Precisamente, la función del día 13 de diciembre, contará con el director de la CND, Joaquín De Luz, en el papel de James, una función en la que se dará la alternativa a la jovencísima bailarina coreana Hamin Park, en el papel de la protagonista femenina.

En esta ocasión, la CND ha contado para su puesta en escena con la reputada maestra de ballet danesa Petrusjka Broholm, así como nombres tan conocidos como los de Elisa Sanz en la escenografía, Tania Bakunova en el diseño de vestuario y Nicolás Fischtel en el diseño de iluminación.

Además, la música de Herman Severin Lovenskiold será interpretada en directo por la Orquesta de la Comunidad de Madrid (ORCAM), orquesta titular del Teatro de la Zarzuela bajo la dirección de los maestros Daniel Capps y Tara Simoncic.

Todas las funciones de ‘La Sylphide’ en el Teatro de la Zarzuela están incluidas en el programa joven del INAEM y en el Bono Cultural del Ministerio de Cultura y han contado con el patrocinio y colaboración del Hotel Mandarín Oriental Ritz Madrid. La producción viajará posteriormente a Sevilla, donde se representará del 11 al 13 de enero de 2024 en el Teatro de la Maestranza.

MISMA EMOCIÓN MÁS DE 100 AÑOS DESPUÉS

‘La Sylphide’, ballet en dos actos original de Filippo Taglioni (1777-1871) se estrenó el 12 de marzo de 1832 en la antigua Ópera de París Le Pelletier sobre partitura de Jean Schneitzhoeffer y libreto de Adolphe Nourrit (transcrito por August Bournonville en 1836).

Este ballet inspiró la versión del mismo nombre de August Bournonville estrenada el 28 de noviembre de 1836 con música de Herman S. Lovenskiold de forma que las dos versiones de idéntica dramaturgia convivieron un tiempo en las carteleras europeas.

El bailarín, coreógrafo y maestro de ballet Bournonville, con la ayuda de dos pintores locales reprodujo en el Teatro Real de Copenhague los diseños parisienses originales de Pierre Ciceri (escenografía) y Eugène Lami (vestuario), diseños que inspiran aún hoy las producciones actuales del ballet.

La versión del danés Bournonville, interpretada por la CND, se popularizó el siglo pasado en Madrid, donde llegó a representarse alternativamente en dos teatros madrileños: el Teatro del Príncipe y el Teatro del Circo desde 1842.

Iniciador de la corriente de obras sobre los espíritus elementales y gran metáfora de amores frustrados, ‘La Sylphide’ es el ballet más antiguo del periodo romántico que aún se mantiene activo en el repertorio internacional y que hoy ha conmovido a todo el público de la capital.