Fuerzas iraquíes y chiíes arrebatan al ISIS la estratégica ciudad de Hawiya

Está considerado uno de los últimos bastiones de los yihadistas en el país. Las tropas iraquíes han tenido la ayuda de chiíes y de soldados estadounidenses.

Noticias (4)

Las fuerzas iraquíes han anunciado este jueves que han arrebatado al ISIS la estratégica localidad de Hawiya, días después de lanzar su ofensiva final para recuperar el control de la ciudad, considerada como uno de los últimos bastiones de los yihadistas en el país.

Según un comunicado del Ejército iraquí, los efectivos habían logrado irrumpir el miércoles en Hawiya, situada en la provincia de Kirkuk (norte del país), en el marco de su campaña para hacerse con la localidad.

A pesar de que las Fuerzas de Movilización Popular -una coalición de milicias principalmente chiíes- han informado a primera hora del día de que las fuerzas iraquíes habían tomado la totalidad de la ciudad, el Ejército no lo había confirmado hasta este momento.

Con la captura de Hawiya, el último bastión de los milicianos de negro en el norte de Irak, la única zona que sigue bajo control de Estado Islámico, es una franja junto a la frontera oeste con Siria. Hawiya está situada cerca de la ciudad petrolera de Kirkuk.

La ofensiva de Hawiya la han llevado a cabo tropas bajo el mando del Gobierno iraquí con el respaldo de Estados Unidos y grupos de milicianos chiíes encuadrados en las Fuerzas de Movilización Popular.

“La novena División Blindada del Ejército, la Policía Federal, la División de Respuesta de Emergencias y las Fuerzas de Movilización Popular han liberado Hawiya”, ha asegurado en su comunicado el jefe del Mando de Operaciones Conjuntas, el teniente general Abdul Ameer Rasheed Yaralá.

El Gobierno iraquí lanzó el 21 de septiembre una ofensiva para desalojar a Estado Islámico de una zona situada al norte de Bagdad en la que se estimaba que había unas 78.000 atrapadas, según Naciones Unidas.

Los milicianos del grupo que lidera Abú Bakr al Baghdadi continúan controlando la localidad fronteriza de Al Qaim y la región que la rodea. Mantienen además el control de varias zonas de Siria en la frontera con Irak aunque están perdiendo terreno por el avance de dos fuerzas hostiles distintas, las fuerzas kurdas apoyadas por Estados Unidos y las tropas del Gobierno sirio, respaldadas por milicias chiíes iraníes y las fuerzas militares rusas.

El autoproclamado ‘califato’ del ISIS tuvo un fuerte varapalo en julio de 2017, cuando las fuerzas contrarias se hicieron con Mosul, la capital ‘de facto’ del grupo terrorista en Irak, tras una batalla que se prolongó durante unos nueve meses.

El grupo terrorista difundió una grabación de audio la semana pasada para intentar demostrar que Al Baghdadi sigue vivo, después de que se publicaran informaciones que apuntaban que había sido abatido.

Loading...