Inicio Internacional Guardaparques australianos hallan sapo gigante de 2,7 kilos de peso

Guardaparques australianos hallan sapo gigante de 2,7 kilos de peso

Sídney. Guardaparques australianos mataron un invasivo sapo gigante encontrado en un parque costero, una especie marrón con la longitud de un brazo humano y un peso de 2,7 kilos.

Este es el sapo de caña que pesa 2,7 kilogramos descubierto en el Parque Nacional Conway, en Queensland, Australia

El anfibio que es conocido como sapo de caña, fue detectado cuando una serpiente obligó a los trabajadores a detenerse mientras conducían por el Parque Nacional Conway, de Queensland, Australia.

Dos perezosos debieron ser sacrificados debido a severas lesiones por electrocución

“Me agaché y agarré el sapo de caña y no podía creer lo grande y pesado que era”, dijo la guardaparques Kylee Gray, al narrar cómo encontró el anfibio.

“Un sapo de caña de ese tamaño comerá todo lo que pueda entrar a su boca, y eso incluye insectos, reptiles y mamíferos pequeños”, explicó.

El anfibio fue retirado y luego se le practicó la eutanasia.

Los sapos de caña fueron llevados a Queensland en 1935 para ayudar a controlar una plaga de escarabajos, pero tuvo consecuencias devastadoras para otras especies.

Científicos australianos adiestran marsupiales para evitar que coman sapos tóxicos

El sapo gigante de 2,7 kilos, casi el peso de un bebé recién nacido, podría romper récord como el ejemplar más pesado encontrado, según el Departamento de Medio Ambiente y Ciencias de Queensland.

La entidad lo describió como un “monstruo” y adelantó que su cuerpo disecado podría terminar en el Museo de Queensland.

Los guardabosques australianos sacrificaron un sapo de caña

Publicidad