Las autoridades puertorriqueñas cifran en 10.000 los desplazados internos por el huracán ‘María’

Publicado 30/09/2017 17:49:06CET

Un 95 por ciento de los isleños están sin electricidad y más de la mitad siguen sin agua potable

MADRID, 30 Sep. (EUROPA PRESS) –

El gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, ha estimado que al menos 10.000 personas están todavía refugiadas tras el devastador paso del huracán ‘María’ por la isla, que ha dejado hasta el momento la cifra oficial de 16 muertos, aunque el funcionario ha reconocido que aumentará en las próximas horas.

Rosselló ha confirmado que 51 hospitales están abiertos al público para atender a quienes necesiten atención médica, aunque solo nueve disponen de electricidad, y que cada vez hay más líneas de comunicaciones operativas –el número de antenas de celulares funcionando aumentó de 96 a 163– seis días después del paso de la tormenta.

Los mayores problemas a los que se está enfrentando la isla son la falta de suministro eléctrico y la lentitud en la distribución de la ayuda, aspecto este último que ha abierto un cisma entre la administración Trump y las autoridades locales.

Sin ir más lejos, Trump y la alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín, han cruzado duras palabras. Primero, la funcionaria lamentó la “negligencia burocrática” exhibida por la Casa Blanca, reflejada en la tardanza en levantar la llamada ley Jones, que encarecía sustancialmente la llegada de bienes de primera necesidad a la isla.

“Esto es lo que hemos recibido la pasada noche en ayuda federal: tres palés con agua, tres palés de comida, y doce palés de comida infantil. Se lo he dado todo a la gente de la localidad de Comerio, que están bebiendo directamente del arroyo. Así que ya está bien de ser educada. Ya está bien de ser políticamente correcta. Estoy cabreadísima”, ha declarado la alcaldesa.

En respuesta, el presidente criticó la gestión de Yulín. “La alcaldesa de San Juan, que tantos cumplidos dedicaba hace unos pocos días, ahora ha recibido orden de los demócratas de ponerse desagradable con Trump”, ha escrito el presidente en su cuenta de Twitter, refiriéndose a sí mismo en tercera persona.

“(Demuestra) Pobre liderazgo por parte de la alcaldesa y de otros que son incapaces de conseguir que sus empleados colaboren en los esfuerzos. Quieren que se lo den todo hecho cuando debería ser un esfuerzo comunitario”, ha lamentado el presidente.

Tras conocer la ristra de tuits, la alcaldesa se ha limitado a replicar que “la meta es sólo una: salvar vidas”. “Este es el momento para demostrar de qué estamos hecho. No podemos distraernos con nada más”, ha declarado.

Volviendo al estado de las infraestructuras, el gobernador ha confirmado que, ahora mismo, solo un 5% de los abonados de la Autoridad de Energía Eléctrica tienen servicio y un 49% de los clientes de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados disponen de agua potable.

Rosselló, por último, ha reconocido que la crisis en la que ha desembocado el azote del huracán en la isla puede llevar a miles de puertorriqueños a abandonar el país. “Todo depende del nivel de ayuda y ejecución que tengamos (con esta emergencia)”.


Loading...