Inicio Internacional Militares detienen al primer ministro sudanés, Abdalá Hamdok, y se hacen con...

Militares detienen al primer ministro sudanés, Abdalá Hamdok, y se hacen con el poder en Sudán

25/10/2021

13:00

Internacional

Golpe de Estado en Sudán

O.P. | Eitb Media

Varios ministros han sido también detenidos esta mañana. El lider militar Abdel Fattah Abdelrahman Burhan ha disuelto el Gobierno de transición y ha decretado el estado de emergencia.

El Ejército de Sudán ha dado este lunes un golpe de Estado que materializa el repunte de las tensiones políticas durante las últimas semanas y que supone un duro varapalo al proceso de transición abierto en 2019 tras el derrocamiento en otra asonada del entonces presidente, Omar Hasán al Bashir.

Sudán contaba hasta ahora con unas autoridades de transición que salieron de un acuerdo entre militares y civiles tras el derrocamiento de Al Bashir y que habían puesto en marcha una batería de reformas e incluso logrado un histórico acuerdo de paz en octubre de 2020 con algunos de los principales grupos rebeldes del país.

Asimismo, las autoridades de transición lograron un acuerdo para la entrega al Tribunal Penal Internacional (TPI) de Al Bashir y otros acusados de crímenes de guerra y contra la Humanidad durante el conflicto en Darfur, sin que hasta ahora se haya materializado.

Sin embargo, los dos últimos años han estado marcados por diversas tensiones entre los componentes civiles y militares de las autoridades -representadas principalmente en el Consejo Soberano de Transición y el Gobierno, encabezado por Abdalá Hamdok– debido a las diferencias de opinión sobre las prioridades o los ritmos del proceso de transición.

Las tensiones políticas se materializaron en los últimos días en una serie de manifestaciones y contramanifestaciones a favor del Ejército y de las autoridades civiles, mientras que Hamdok hizo un llamamiento a un «diálogo» para «mirar al futuro en lugar de ahogarse en los detalles del pasado».

Finalmente, tras semanas de alertas sobre la inminencia de una nueva asonada, el Ejército ha dado un golpe de mano con la detención de Hamdok y de varios ministros y miembros del Consejo Soberano, así como del vicepresidente del antiguo grupo rebelde Movimiento de Liberación del Pueblo de Sudán-Norte (SPLM-N), Yasir Arman, actualmente asesor del primer ministro.

El Ministerio de Información ha indicado que Hamdok ha sido arrestado en su vivienda y trasladado «a paradero desconocido» después de que un grupo de militares rodearan su vivienda y tras negarse a expresar su apoyo público al golpe.

Asimismo, ha resaltado que el primer ministro había hecho un llamamiento a la población a «ocupar las calles» para «defender la revolución», lo que se ha visto seguido por una serie de movilizaciones en Jartum que han sido reprimidas por las fuerzas de seguridad, que ha llegado a abrir fuego contra los concentrados, dejando, al menos, doce heridos.

Poco después, el lider mlitar Abdel Fattah Abdelrahman Burhan ha materializado el golpe al anunciar la disolución del Consejo Soberano y el Gobierno, además de decretar el estado de emergencia. Así, ha argumentado que la decisión ha sido adoptada para «preservar» la revolución tras las últimas manifestaciones, incluida una sentada de cientos de personas para reclamar al Ejército hacerse con el poder.

La oficina de Hamdok ha denunciado «una ruptura del documento constitucional» y «un golpe contra los avances de la revolución por la que el pueblo se sacrificó para buscar libertad, paz y justicia», en medio de los llamamientos a la calma y la contención por parte de la comunidad internacional, que ha reclamado preservar el orden constitucional.

Sudán ha sido escenario de numerosos golpes de Estado militares desde que obtuvo en 1956 la independencia de Reino Unido, incluido el que aupó en 1989 al poder a Al Bashir, derrocado igualmente a través de una asonada en 2019.

Publicidad