Airbus gana un 63% menos por el efecto divisa

El efecto divisa ha pasado factura a Airbus. El consorcio aeronáutico europeo ha alcanzado un beneficio neto de 995 millones de euros en 2016, un 63% menos que el ejercicio anterior debido fundamentalmente a un tipo de cambio adverso y a los problemas sobrevenidos en el desarrollo de su modelo A400M.
 
Los inconvenientes relacionados con la nueva aeronave del grupo se han traducido en el registro de una “carga significativa” extraordinaria de 2.210 millones de euros. Si bien la compañía defiende haber cumplido objetivos, el beneficio operativo ha descendido un 44%, hasta 2.258 millones, según consta en la documentación remitida por la cotizada este miércoles a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
 
El consejero delegado de Airbus, Tom Enders, ha explicado que se han cumplido los compromisos asumidos hace un año en cuanto a “previsiones y objetivos” con la única excepción del referido modelo A400M. En este sentido, el directivo ha señalado como “prioridades máximas” la eliminación de riesgos de su programa de desarrollo así como el fortalecimiento de su ejecución.
 
La caída es del 44% en beneficio operativo debido precisamente a los ajustes de este proyecto más otros del A350 y provisiones asociadas a reestructuración y transformación. La suma de estas partidas, según recoge el balance anual del grupo, supera las plusvalías por la joint venture con Safran Launchers y las procedentes de la venta de acciones de Dassault Aviation.
 
A pesar de estos descensos, los ingresos del grupo han mejorado un 3% hasta alcanzar los 67.000 millones de euros. El principal motor de este repunte de facturación ha sido la división comercial, que ha elevado sus ventas un 7% gracias a un nuevo récord en entregas con 688 aviones. Una cifra que la cotizada espera superar el presente ejercicio con la entrega de más de 700 aviones comerciales.
 
Con estas cifras, el consejo de administración de la compañía aeronáutica ha propuesto un pago de 1,35 euros por acción para el próximo 20 de abril, con lo que se superaría en un 4% el distribuido hace un año. Sobre este punto, el director financiero del consorcio europeo, Harald Wilhelm, ha confirmado la “intención” del grupo de “aumentar el dividendo por acción sobre una base sostenible”.

Loading...