Inicio México Indonesia culpa de accidente aéreo a falla en sistema

Indonesia culpa de accidente aéreo a falla en sistema

Los pilotos de un avión de Lion Air que cayó en el Mar de Java hace casi un mes, matando a las 189 personas que iban a bordo, debieron luchar contra el sistema automatizado de la aeronave, que hizo que la nariz del Boeing bajara varias veces de forma brusca debido a un sensor defectuoso, pero al final perdieron el control, informaron este miércoles los investigadores indonesios.

Durante una conferencia de prensa, funcionarios de seguridad dijeron que seguían teniendo problemas para entender la razón por la cual se desplomó el avión.

Los investigadores tratan de entender lo sucedido mediante entrevistas con los ingenieros que certificaron que el avión Boeing 737 MAX 8 estaba en condiciones de volar y si se siguieron los procedimientos de mantenimiento requeridos, declaró Nurcahyo Utomo, de la Comisión Nacional de Seguridad del Transporte de Indonesia.

Los pilotos de vuelos anteriores habían reportado problemas con los sistemas de control del avión nuevo.

La junta emitió un reporte preliminar que no llegó a declarar una causa probable del accidente y la investigación prosigue, pero proporcionó nueva información sobre los problemas que los pilotos tuvieron para volar el avión altamente automatizado y la incapacidad de la aerolínea Lion Air de arreglar los problemas con los sensores de la aeronave.

Los sensores que miden la velocidad fueron limpiados y verificados, así como un enchufe eléctrico antes del vuelo fatal. Sin embargo, los mecánicos no revisaron el sensor que mide si la nariz del avión apunta arriba o abajo.

Ese sensor de “ángulo de ataque” dio lecturas erróneas durante el vuelo corto y activó un sistema que automáticamente hizo que bajara la punta del avión más de una veintena de veces. Los pilotos trataron de responder de forma manual para corregir la inclinación. Incluso pidieron a los controladores aéreos que les mencionaran qué tan rápido y alto estaban volando.

En un comunicado luego de la publicación del informe, Boeing, con sede en Estados Unidos, declaró que el MAX, su avión más nuevo, es seguro. El fabricante de aviones planteó la posibilidad de un error de los pilotos.