Realidad Virtual, una apuesta que supera el límite del juego

Los inversores, capitalistas de riesgo, tecnólogos y activistas están apostando a la realidad virtual (RV) como una de las tecnologías emergentes, aunque muchos creen que su impacto ya es visible. 

Las recientes mejoras en la tecnología y la caída en el costo de los ‘gafas’ que brindan esta experiencia, han llevado al parte aguas del entorno.

En este punto, la interrogante más allá de saber cuándo se tendrá un par de lentes con este tipo de tecnología, es en realidad por qué sería bueno tenerlo y cómo podría ayudar a resolver diversas problemáticas.

Así, colectivos y artistas han comenzado a diseñar diferentes experiencias para crear conciencia en los usuarios y que se abra empatía por personas vulnerables con las que nunca pensarían tener contacto.

Uno de los proyectos más importantes, desarrollado en colaboración con las Naciones Unidas, se llama Nubes sobre Sidra.

Esta experiencia se sitúa en un campamento de refugiados sirios para seguir los pasos de Sidra, una niña de 12 años que ha vivido en ese lugar durante 18 meses con al lado de miles de refugiados.

Otro proyecto es sobre periodismo de guerra, llamado Enemigo, y permite al usuario encontrarse cara a cara con combatientes de ambos frentes del conflicto entre Palestina e Israel, y escuchar testimonios de ambas partes.

Estas aplicaciones son ejemplos de cómo las experiencias de RV pueden tener un impacto social, con respecto a la forma en cómo nos entendemos y representamos los unos a los otros, y al mundo.

En el campo de la educación, análisis recientes indican que los estudiantes que usan RV obtienen mejores resultados en las pruebas que los que estudian en entornos tradicionales.

El potencial de la tecnología para acelerar y mejorar el aprendizaje y la retención de conocimientos abarca habilidades y temas diferentes, desde el aprendizaje de un nuevo idioma hasta la capacitación para médicos.

De esta manera, están surgiendo algunas empresas como zSpace, Alchemy VR e Immersive VR Education, las cuales se enfocan en el desarrollo de contenidos para fines educativos y formativos.

En el campo de la salud, se evidencia que la realidad virtual se puede aplicar para tratar trastornos mentales: paranoia, trastorno de estrés postraumático (TEP) y trastornos de ansiedad, así como contrarrestar el manejo del dolor.

Un estudio reciente sobre cómo tratar el TEP en militares veteranos mostró que la Terapia de Exposición a la Realidad Virtual, en la que las personas que sufren este tipo de afección son ayudadas a revivir episodios traumáticos como parte de su tratamiento, fue aún más eficaz para reducir los síntomas que el tratamiento de siempre.

Asimismo, hay aplicaciones emergentes en el campo del rendimiento físico y la rehabilitación. Por ejemplo, Strivr Labs ayuda a los atletas a mejorar su juego mediante entrenamiento con RV. Las mediciones arrojan que tanto los atletas como los no deportistas logran tiempos de reacción física 20 por ciento más rápidos en comparación con el entrenamiento “normal”.

Esto es sólo el comienzo, ya que una comunidad de innovadores está aplicando la realidad virtual en prácticamente todas las disciplinas y sectores de la vida diaria.

Loading...