Inicio Noticiero Digital Algo sobrevoló nuestras cabezas el viernes. España y Alemania no se ponen...

Algo sobrevoló nuestras cabezas el viernes. España y Alemania no se ponen de acuerdo en qué

El pasado viernes 29 de marzo algo sobrevoló nuestra península. Vino desde Francia, cruzó Cataluña y, finalmente, acabó perdiéndose al sur de la Comunidad Valenciana. Un «bólido artificial, posiblemente un misil», dijeron algunos que era. Hoy, la respuesta oficial del Gobierno de España es que se trataba de un «meteroide rozador». Alemania, sin embargo, no está de acuerdo.

SPMN290324ART. Como indicábamos anteriormente, el pasado viernes a las 23:59 hora española peninsular un objeto sobrevoló nuestras cabezas. Fue avistado llegando desde Francia, pasó por encima de Girona y Barcelona y, finalmente, desapareció al sur de la Comunidad Valenciana. El objeto, bautizado como SPMN290324ART, fue captado por varios aficionados a la astronomía y los vídeos corrieron como la pólvora.

Es un misil. Esa fue una de las primeras teorías que comenzaron a circular. El motivo fue el tweet publicado en el perfil oficial de la Spanish Meteor Network (SPMN), organismo dependiente del CSIC. Dicho mensaje decía que «nos decantamos por un misil balístico». Ese mismo término, «misil balístico», llegó a los titulares de algunos medios de comunicación poco después.

Bueno, no. Poco después, el CSIC rectificó en un comunicado emitido en su propia web. En el nuevo texto, el organismo apuntó que «el bólido detectado anoche sobre el este de la península ibérica fue producido por la reentrada de un objeto artificial en órbita terrestre y, por lo tanto, descarta que se trate de un misil balístico como se barajó en un primer momento». Según el astrofísico Josep María, trigo, del Instituto de Ciencias del Espacio y coordinador del SPMN:

“Los datos preliminares obtenidos hasta el momento nos hacen decantarnos porque el bólido fuese producido por la reentrada de un objeto artificial en órbita terrestre […] Las reentradas son cada vez más frecuentes».

Trayectoria del meteoroide rozador

Trayectoria del meteoroide rozador | Imagen: CSIC

La explicación. En el mismo hilo de Twitter que comenzaba diciendo que podría ser un misil balístico, la SPMN explicó que, finalmente, se decantaban por «una reentrada de un objeto artificial de alta inclinación (aprox. 64º) tipo Molniya o en la de satélites Naval Ocean Surveillance System». Desde el organismo dijeron que que el objeto tuvo una velocidad media de 15 km/s y que la ausencia de fragmentación permitía sugerir la naturaleza metálica del meteroide.

«Confirmamos la hipótesis del bólido rozador», dijo el organismo, que aseguró que este evento había supuesto «un reto por las características inusuales y su velocidad próxima a la de un satélite en alta inclinación (unos 10,5 km/s)». Además, concluyó diciendo que «los vídeos también sugieren que el meteoroide podría haber vuelto al espacio, algo que confirmaremos tras un estudio colaborativo». Habrá que esperar a dicho estudio.


Tweet de la Lutwaffe

Tweet publicado por la Lutwaffe asegurando que el objeto era un satélite Starlinl. Pulsa en la imagen para ver el tweet original

Entra la Fuerza Aérea alemana. En respuesta a un tweet publicado por el diario El Mundo, el perfil oficial de Lutwaffe alemana dijo que «según nuestro Centro de Conocimiento de la Situación Espacial, se trata de la reentrada de un satélite Starlink». Y de nuevo, esta información saltó a los medios de comunicación. Más allá de ese tweet, la Lutwaffe no publicó ningún comunicado argumentando su respuesta en su web.

Al habla el Centro de Operaciones y Vigilancia Espacial. También llamado COVE, este centro se encuentra en la Base Aérea de Torrejón y es dependiente del Ministerio de Defensa. En un comunicado, el COVE afirma que tras haber analizado el vídeo y consultar con el consorcio europeo y otros actores espaciales, «el COVE llegó a la conclusión de que “la naturaleza armamentística del fenómeno no era real”’ y descartó también «que fuera un satélite privado (de la empresa Starlink, como se sugirió)».

El organismo ha consultado al Centro de Vigilancia de Alerta de Misiles Balísticos del Mando Aéreo de la OTAN, que confirmó que «no constaba ningún lanzamiento en ese espacio de tiempo». Asimismo, ha explicado que existe un protocolo nacional e internacional de alertas espaciales que, de haber habido riesgo de caída o reentrada de un objeto de cierta masa, se habría activado.

Satélites

Imagen: Xataka con Midjourney

5.000 kilos. Según han explicado desde el COVE, este protocolo se activa cuando la masa del objeto supera los 5.000 kilos. Un satélite Starlink pesa 300 kilos por lo que, en palabras del COVE, «su masa en tan mínima que la atmósfera es capaz de desintegrarla». Según el teniente coronel Manuel Olmos, jefe del COVE, «por eso no se considera una alerta».

Meteoroide rozador. Finalmente, todo apunta a que ha sido un meteoroide rozador, es decir, un trozo de asteroide que entra en la atmósfera de forma tangencial. Al entrar en la atmósfera, se vuelve incandescente y es lo que vemos. Estos bólidos no son inusuales, aunque el hecho de que sean rozadores si es menos frecuente. Según José María Madiedo, del Instituto de Astrofísica de Andalucía y director de la Red de Bólidos y Meteoros del Suroeste de Europa, este objeto tiene «poca relevancia científica», pero se le ha dado importancia por el contexto. Todo apunta a que esta roca que tanto revuelo ha causado se ha desintegrado.

Imágenes | ICE CSIC

Vídeo | CSIC