Inicio Noticiero Digital El Mundial de Qatar se ha forrado gracias a las criptomonedas. La...

El Mundial de Qatar se ha forrado gracias a las criptomonedas. La caída de FTX ha llegado justo para boicotearlo

Si algo caracteriza al Mundial de Qatar 2022 es el dinero. La FIFA informa que este año ha generado en patrocinios unos 7.500 millones de dólares. Una cifra sin precedentes que supera en más de 1.000 millones de dólares al Mundial de Rusia. Y si ha logrado estos números es en parte al tirón de las criptomonedas. Lamentablemente para sus intereses, justo antes de que empiece el Mundial ha habido una crisis sin precedentes en el mundo cripto.


Crypto.com es uno de los patrocinadores principales. Hacía más de una década que una empresa estadounidense no patrocinaba el Mundial de Fútbol. Ha sido Crypto.com, uno de los exchanges más grandes del mundo quien ha puesto el dinero sobre la mesa. La empresa de criptomonedas es conocida por aliarse con eventos deportivos y estadios, como el de los Ángeles Lakers.

NFTs por doquier. Desde LaLiga ya habíamos visto cómo habían coqueteado con los NFTs y los cromos virtuales, ahora vemos que el Mundial de Qatar quiere convertirse en el evento global que los consolide. Para este Mundial se han lanzado varias colecciones que previsiblemente obtendrán mucha visibilidad, ya que pertenecen a varios de los patrocinadores principales del evento.

FIFA+ Collect es una colección de cromos virtuales que conmemoran algunos de los momentos más icónicos de los Mundiales. Para ello se han aliado con Algorand y están usando a varios futbolistas de primer nivel para promocionarlos.

No son los únicos. La marca de cervezas Budweiser ha lanzado Budverse, unos NFTs basados en los marcados oficiales de los partidos. La idea es pagar por tener el token de tu selección y acceder a experiencias concretas. Como ocurría con los cromos, siempre hay colecciones más interesantes que otras.

Masters of Movement es quizás el proyecto de NFTs para el Mundial con más mimo detrás. VISA ha colaborado con Crypto.com para crear cinco NFTs, basados en goles de Jared Borgetti, Maxi Rodríguez, Tim Cahill, Carli Lloyd y Michael Owen. El movimiento de aquellos goles se ha transformado en una imagen dinámica generada mediante un algoritmo. El resultado se subastará y los beneficios irán a una organización benéfica.

Digitalizando los goles de los aficionados. La inversión en NFTs también tiene su vertiente en los propios estadios. En Doha, los aficionados podrán acercarse a stands donde podrán entrar en una cancha con tecnología de seguimiento para digitalizar los goles que metan. Es decir, transformar el gol que metan en un NFT. En vez de la clásica foto, obtendrán un recuerdo digital más moderno.

Messi, Cristiano o La Roja ya tienen sus propias colecciones. Todo el mundo quiere tener su propio token. Crearlos es sencillo y es una forma de intentar sacar provecho del fenómeno fan. La Selección Española lanzó el suyo el año pasado y aunque esperaban que con el Mundial creciera, lo cierto es que su valor se ha mantenido bastante estable. Algo más ha crecido el de la Selección Argentina.

Messi lanzó su colección en Ethernity cuando fichó por el PSG y recientemente Cristiano Ronaldo se ha aliado con Binance para una colección de nombre CR7.
El Mundial es un evento que reúne audiencias millonarias y se ve como una oportunidad de oro para intentar que más personas se animen a comprar estos tokens.

El colapso de FTX puede sacudir los planes de la FIFA. La caída de FTX ha colapsado la confianza en los proyectos blockchain. FIFA esperaba que el Mundial fuera un escaparate ideal para sus NFTs, pero se ha encontrado con un mercado de las criptomonedas en horas bajas.

«Las empresas de criptomonedas están apostando más por el fútbol que el fútbol por las empresas de criptomonedas”, resume a EFE José Parra Moyano, profesor de ‘blockchain’ en la Copenhaguen Business School. Por parte de algunos equipos de fútbol se han rechazado patrocinios millonarios con empresas cripto por evitar posibles conflictos con los socios. Sin embargo, en Qatar la FIFA ha ido sin freno. Esperaremos a que termine el Mundial de fútbol para ver cómo lo han recibido los aficionados.

Publicidad