Facebook censura una portada de Interviú que tiene más de 40 años

Hace unos días, el Grupo Zeta emitía un comunicado, en el que anunciaban el fin de Interviú y Tiempo. Se cerraba así una página importante en la historia de los medios de comunicación españoles.

Muchos usuarios compartieron esta información en las redes sociales. Es el caso del periodista y profesor universitario Juan Pablo Bellido, que decidió publicar en su página de Facebook una de las portadas más famosas de Interviú, en la que aparece la actriz Marisol.

Bellido lleva siete años difundiendo, cada noche, portadas de la prensa española e internacional. Sus problemas comenzaron cuando compartió la revista diaria ‘Papel’ (de El Mundo), en la que se recordaba el famoso destape de Marisol en 1976.

Además de bloquearle el acceso a su página, Bellido se quejaba en Twitter de que la red social había decidido bloquearle la administración de todas sus páginas de Facebook, en las que no se había publicado dicha portada.


Tal y como se puede ver en la captura inferior, facilitada a El Mundo, Facebook le avisaba de que su cuenta había sido bloqueada temporalmente. Lo peor es que también bloquearon su acceso a otras 12 páginas que no tenían nada que ver, las cuales gestiona como community manager.

15155143725881

No es el único caso, ya que el periodista Alberto Gayo también se quejaba en Twitter de que Facebook cerró su cuenta personal durante 30 días porque en una foto “se vislumbraba una areola”.


Desnudos no, noticias falsas sí

Llama mucho la atención que Facebook tenga tantos problemas con las fotografías en las que se intuya un cuerpo desnudo. Bellido asegura que la medida es “desproporcionada y sin sentido”. Además, apela al carácter histórico e informativo del documento:

“La portada de Papel no es en absoluto pornográfica y aún cuando es cierto que aparecen unos pechos desnudos, debería prevalecer el sentido histórico e informativo de ese documento, historia viva del periodismo español”.

Muchos usuarios comenzaron a criticar esta medida en las redes sociales, pidiendo a Facebook que rectifique y devuelva al periodista el control de sus páginas. El propio Bellido se quejaba de “seguir con las manos atadas y la boca precintada:





Es irónico que una imagen que se podía publicar hace 41 años no esté permitida a día de hoy en Facebook. La red social debería saber distinguir entre contenido pornográfico e informativo. Esto nos recuerda la polémica que hubo hace unos años sobre las fotografías de madres amamantando a sus hijos.

Choca bastante que se tomen estas medidas cuando en la red social campan las noticias falsas o los mensajes de odio, mucho más perjudiciales que un simple cuerpo desnudo. Supongo que eso dice bastante de nosotros como sociedad y que todavía mucho trabajo que hacer para garantizar la libertad de expresión en las redes sociales.

En Genbeta | Condenan a la chica que deseó en Facebook que violaran “en grupo” a Inés Arrimadas

Loading...