Inicio Noticiero Digital La incertidumbre vuelve a cubrir Almussafes: Ford dice tener un plan pero...

La incertidumbre vuelve a cubrir Almussafes: Ford dice tener un plan pero no aclara el futuro de los trabajadores

Almussafes sigue centrando las miradas en lo que a industria del motor se refiere en España. Las líneas productoras de la planta de Ford siguen funcionando con paros puntuales pero las decisiones sobre su futuro no hacen más que postponerse y dilatarse.

Aunque la decisión de Volkswagen de levantar una planta en Sagunto parecía decisivo a la hora de mantener la planta con vida, los sucesos que se han ido dando con el paso del tiempo han dejado en el aire cuál son los verdaderos planes que la compañía estadounidense tiene para la planta.

Lo último que sabemos es que Ford ha hecho un acercamiento en el que asegura que mantendrá su producción pero, de momento, los plazos siguen sin estar claros.

Ford y Almussafes, un continuo dolor de cabeza

«El vicepresidente de Ford Europa Kieran Caghill nos ha traslado que la compañía está trabajando en una alternativa para solucionar el problema que nos ha originado en Valencia ante la incertidumbre que genera el coche eléctrico en la actualidad». Son palabras de UGT, el sindicato mayoritario en la planta, recogidas por Valencia Plaza.

El medio local se ha hecho eco de los últimos contactos entre el Comité de Empresa de la planta valenciana y los directivos de Ford en Europa, quienes siguen buscando un acuerdo que aclare, de una vez por todas, cuál será el futuro de la compañía en nuestro continente y, más concretamente, en suelo español.

El desconcierto sigue instalado en Almussafes. En los últimos años, la planta ha visto perder los Mondeo, S-MAX y Galaxy que al no ser reemplazados y sin un cambio de rumbo está sufriendo paros temporales por falta de trabajo. Por el camino, los trabajadores pactaron un duro ERE, con más de 1.000 trabajadores abandonando la compañía.

Y al otro lado de la moneda, las promesas. En 2022, Ford se decidió por Almussafes para producir dos nuevos coches eléctricos en Europa. Era evidente que la planta de Volkswagen en Sagunto, con quienes mantienen una colaboración para futuros modelos, fue clave y posicionaba a la planta valenciana como la opción más lógica.

De hecho, la compañía estadounidense salió de Alemania y anunció más de 3.000 despidos en Europa. Pero, pese a todo, el coche eléctrico no ha estado dando buenos resultados a la empresa, lo que ha llevado a sus directivos a recalcular una hoja de ruta. Un cambio de planes que ha congelado la situación de Almussafes.

Parecía que Ford quería reducir sensiblemente su mano de obra en nuestro continente y electrificar la planta valenciana para producir sus coches eléctricos. Pero, desde que se hiciera oficial que la compañía se había decantado por los trabajadores españoles, todo sigue en el aire.

Poco a poco, la situación ha ido cansando a los trabajadores, quienes piden desde hace más de un año a la compañía que aclaren su futuro. Lo que en principio era un plan estratégico a corto plazo ha ido alargando sus plazos y el año pasado ya avisaban en la compañía de que la producción de los nuevos modelos eléctricos podía retrasarse hasta 2027.

Desde UGT ven con algo de esperanza el acercamiento por parte de la empresa. Señalan que llevaban tiempo sin recibir respuesta por parte de Ford, con quienes se tienen que reunir, como tarde, en abril. Pero que los directivos hayan asegurado a la plantilla que tienen entre manos un plan para el futuro de la planta es volver a abrir una puerta que lleva tiempo a punto de cerrarse.

Ahora, queda por saber cuáles son esos planes, cómo afectarían a los trabajadores y qué volumen productivo esperan para un Almussafes que lleva casi dos años en vilo pese a ser, supuestamente, la elegida por la compañía para sus futuros planes eléctricos.

En Xataka | “Ya no somos competitivos como marca”: el CEO de Volkswagen augura recortes y despidos inéditos en su historia

Foto | Ford