Inicio Noticiero Digital Los escritorios elevables son el último grito del trabajo en la oficina...

Los escritorios elevables son el último grito del trabajo en la oficina y tienen a un gran padrino: Tim Cook

Apple siempre ha sido muy meticulosa con los detalles a la hora de presentar sus dispositivos, y una de las primeras cosas que hacía Tim Cook en sus respectivas presentaciones era sostenerlos en sus manos y usarlos. Sin embargo, llamó la atención que ese contacto no se produjo durante la presentación de Visión Pro, el nuevo sistema de computación espacial que está causando furor en las primeras horas de venta en Estados Unidos.

Con motivo de su puesta a la venta oficial, Tim Cook dio una entrevista exclusiva a Vanity Fair en la que, por fin, se vio al CEO de Apple usando el nuevo dispositivo en lo que se intuye que es su despacho.

Tim Cook

Tim Cook con su mesa elevable detrás

Más allá de los rumores y comentarios que ha suscitado la puesta en escena de la foto para la entrevista, parece que Tim Cook también ha sucumbido a la nueva moda de los escritorios elevables que permiten trabajar sentado o de pie. Esto nos ha hecho preguntarnos, más allá de estirar las piernas de tanto en tanto, ¿estas mesas de trabajo elevables tienen algún impacto en la productividad? Pues la ciencia dice que sí.

El secreto del boom de las mesas elevables: la ergonomía. Hasta la fecha, las mesas para trabajar de pie, o eran simplemente mesas con patas más largas, o eran un complemento que se ponía sobre la mesa de trabajo para elevar el teclado o el portátil, pero no se adaptaba de forma precisa a la altura de cada persona. Al incluir un motor de ajuste para la altura, el usuario la configura exactamente para su altura mejorando la salud postural.

Para mantener una buena postura corporal mientras se trabaja de pie, el monitor debe estar al nivel de los ojos y a más de 50 cm en una inclinación de 20 grados. Los brazos deben quedar flexionados con un ángulo de 100 grados. Las muñecas deben flotar cómodamente sobre el teclado y ratón para evitar lesiones, y desplazar el paso a las piernas, no en codos o muñecas.

Quema de calorías. Según una investigación publicada en la revista Occupational Medicine, una de las ventajas de alternar la postura a la hora de trabajar es el consumo de calorías. El simple hecho de estar de pie ya consume más calorías que permanecer sentado. Las mediciones indican que permanecer de pie consume entre 60 y 130 calorías, mientras que si te levantas serán entre 100 y 200 calorías.

Predisposición al movimiento. Datos extraídos de 53 estudios publicados en la revista americana Applied Ergonomics journal, apuntan a que ponerte de pie proporciona un cambio de mentalidad al pasar de un “modo confort” que induce permanecer sentado, a una actitud más propensa al movimiento y la actividad, aunque sea dando pequeños pasos laterales o levantando los pies.

Los investigadores descubrieron que el 66% de los trabajadores se sentían más productivos y el 87% se sentían con más energía al pasar sólo una hora de su jornada laboral de pie.

Reduce el dolor de espalda y otras molestias. Sentarse durante períodos más prolongados puede ejercer presión sobre la espalda y los discos intervertebrales, lo que provoca molestias en la espalda, los hombros y el cuello. Datos del National Institute of Arthritis and Musculoskeletal and Skin Diseases 8 de cada 10 empleados que trabajan sentados sufren alguna forma de dolor de espalda postural a lo largo de su vida laboral. Alternar el uso de una silla ergonómica con estancias de pie reduce esta presión y mejora la postura.

Mejora la circulación sanguínea. La evolución del ser humano se ha realizado para ser más eficiente en el movimiento, no para mantener una posición sedentaria. Con el simple hecho de permanecer de pie en tu mesa de trabajo en intervalos de 15 a 30 minutos a lo largo de la jornada laboral mejora el tono de los músculos de las piernas, el equilibrio y la fuerza central, además de reducir drásticamente el riesgo de coágulos al mejorar la circulación sanguínea.

Según la ciencia, el hecho de levantarte de tanto en tanto incrementa la esperanza de vida de las personas al reducirse los efectos del sedentarismo mejorando la salud cardiovascular.

Mejora el estado de ánimo y la concentración. Cambiar de posición durante la jornada laboral contribuye a reducir la fatiga de las personas que trabajan en mesas elevables se sienten más activas y saludables.

Más allá de los beneficios físicos para la salud de los empleados, una investigación de la Escuela de Salud Pública del Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Texas descubrió que los empleados de un centro de llamadas que usaban mesas elevables eran un 50% más productivos que aquellos que permanecían sentados durante toda su jornada.

En Xataka | He comprado una mesa elevable para teletrabajar de pie y hacer ejercicio mientras: estos son mis consejos y recomendaciones

Imagen | Pixabay (reallywellmadedesks), Fortune Photo, Vanity Fair