Inicio Noticiero Digital Microsoft se niega a pagar soporte a los desarrolladores de FFmpeg. Es...

Microsoft se niega a pagar soporte a los desarrolladores de FFmpeg. Es el lado trágico del Open Source

El Open Source sostiene nuestro mundo tecnológico. Lo hace sin que nos demos cuenta, pero los servidores en los que funcionan las pequeñas y grandes plataformas online se cimentan en sistemas operativos Linux, en servidores web como Apache o Nginx, o en bases de datos como MySQL y MariaDB.

Mientras, otra gran cantidad de proyectos Open Source se usan con fines personales, pero también con propósitos comerciales: suelen aportar alguna característica dentro de un proyecto de mayor entidad, pero a menudo la relevancia de esos proyectos no es pública, y las empresas no suelen destacar que sus soluciones hacen uso de componentes Open Source.

Es el caso de FFmpeg, un veterano conjunto de herramientas que permiten grabar, convertir y hacer streaming de audio y vídeo. Este componente está integrado en los navegadores Chrome y Firefox, en aplicaciones como VLC, en plataformas como YouTube o Twitch o incluso en infraestructuras en la nube como AWS, Google Cloud Platform o Azure.

Sin embargo ocurre que las compañías suelen tratar de aprovecharse de la filosofía abierta de estas soluciones para tratar de no pagar o pagar lo mínimo por ellas. Es lo que se ha descubierto recientemente en el caso de Microsoft, que por ejemplo no quiso pagar un contrato de soporte a los responsables de FFmpeg.

Lo denunciaban los propios responsables del servicio, que mostraban un intercambio de mensajes que se produjo en mayo de 2023, cuando un ingeniero software de Microsoft llamado Zied Aouina pedía ayuda en el foro de FFmpeg para que le resolviesen un problema técnico.

Al hablar sobre el problema, Aouina indicaba —de forma educada, eso sí, pero con tono de urgencia— que «este es un ticket [de soporte] de alta prioridad y la versión de FFmpeg se está usando actualmente en un producto de alta visibilidad de Microsoft. Tenemos clienes que están experimentando problemas con los subtítulos durante los Eventos en Vivo en Teams. Por favor, ayuda».

Ese tono de exigencia sería normal para una empresa que paga precisamente por un servicio de soporte que resuelva problemas importantes de forma rápida, pero es que en Microsoft no pagan por ese servicio.

Micro

Así lo indicaban en la cuenta oficial de Twitter de FFmpeg, donde explicaban que tras solicitar a Microsoft que contratara dicho soporte, la empresa simplemente ofreció un pago único de unos pocos miles de dólares. «Esto es inaceptable«, clamaron los responsables de FFmpeg.

De hecho, esos mismos desarrolladores recordaban justo a continuación cómo esto es un ejemplo más de que «la inversión en el mantenimiento y sostenibilidad [de proyectos Open Source] no son sexis». Ya vimos lo que ocurrió con la vulnerabilidad xz estos días, y la situación que se vive en el Open Source es trágica en este terreno.

Los desarrolladores —a menudo aislados y solitarios— que defienden estos proyectos suelen hacerlo por afición, porque quienes los aprovechan (empresas incluidas) suelen considerarlos como proyectos «gratuitos» tanto en su uso como en su soporte.

Es algo de lo que hemos hablado en el pasado: los desarrolladores Open Source se quejan con razón de que a usuarios y empresas les das una mano y te cogen el brazo.

Desarrollar estos proyectos con este tipo de flexibles invita a compartir y a mejorarlos entre todos, pero lo normal es que al final solo haya un responsable del proyecto que se enfrenta a su gestión y mantenimiento. Incluso cuando una gran empresa lo utiliza, como el caso de FFmpeg, los apoyos económicos son mínimos, cuando no inexistentes.

Qué tragedia.

Imagen | kq7w con Midjourney

En Xataka |  ¿Cual es la diferencia entre el Software Libre y el Open Source?