Inicio Noticiero Digital Topos en Telegram y expulsiones por sospechas: así es como justifica Q12...

Topos en Telegram y expulsiones por sospechas: así es como justifica Q12 sus expulsiones de jugadores

Las quejas sobre Q12 han volado en redes y foros durante los últimos meses. El pasado enero se publicaba un artículo en Menéame llamado “La estafa de Q12”. En él se hablaba de cómo varias personas que han ganado de forma sostenida eran baneadas sin ningún tipo de explicación por parte de la plataforma.

Si no conocías el juego, Q12 es una app en la que desde tu móvil puedes jugar en directo respondiendo doce preguntas en menos de diez segundos cada una, como si se tratara de un programa de televisión. Si consigues responder todas correctamente el premio es de 500 euros (2.000 los domingos), a repartir entre todos los ganadores de ese día.

Algunas voces en redes y foros aseguran que son expulsadas del juego en cuanto ganan, o en cuanto ganan más de una vez. Visitamos las oficinas de Q12 para que su fundador nos dé su versión.

Ganador múltiple = sospechoso

El artículo de Menéame al que nos referíamos no es la única queja pública que ha recibido Q12. Podemos encontrar desde hilos en Forocoches hasta tuits dirigidos a la cuenta de Twitter del juego.

La respuesta que suele dar Q12 (cuando da una respuesta) es que el bloqueo se produce porque sospechan que han cometido irregularidades. Nos hemos puesto en contacto con algunos de los usuarios que han protestado públicamente para que nos cuenten qué versión les dio la plataforma sobre su expulsión.

Uno de ellos nos explica que fue uno de las eliminados junto a otros usuarios en diciembre: “Tardaron mucho en responderme, pusimos mensajes en público en Facebook y Twitter… y finalmente nos escribieron a todos los afectados un ‘copiapega’ donde nos decían que sospechaban que hacíamos trampas”.

Algunos usuarios han sido expulsados de la plataforma porque desde Q12 se ha detectado que participan organizados en grupos de Telegram o Discord, que tienen monitorizados

“No he llegado a saber en qué consistía mi supuesta trampa, aunque parece claro que se refiere a gente que ha ganado varias veces. Habré ganado como mucho diez veces, quizás menos, tras cinco meses jugando casi todos los días, ni siquiera era tan buena. Aunque estaba en el Top 9 porque un día gané 333,33 euros“.

Otro jugador, baneado en septiembre, nos explica que sí recibió una llamada por parte del responsable de comunicación de Q12, cuya grabación nos ha facilitado. En ella le comunicaron su expulsión porque habían detectado que jugaba simultáneamente con dos móviles distintos. Él les respondió: “La otra cuenta es de mi madre, que juega conmigo en la misma habitación, hay gente que juega con varias cuentas y les habéis dicho que no pasa nada mientras sean cuentas de PayPal distintas”.

El emisor de la llamada le respondió que “usted ha dicho públicamente que juega con dos móviles, […] no solo es una clara ventaja respecto a otros usuarios, sino que usted es usuario activo de varios foros junto a cientos de personas, y esta forma de actuar va en contra de los principios de Q12. Esta llamada es simplemente para comunicarle, no para discutir, porque es una decisión que está tomada y era para avisarle que está vetado del juego, que tenga buenas tardes”.

Con lo de los “foros junto a cientos de personas” se refiere a plataformas que usan algunos jugadores de Q12 para organizarse de cara a acertar más respuestas. En este caso, se refería a un un grupo de Discord en el que este usuario hablaba con otros jugadores y en el que mencionó que jugaba con dos móviles a la vez. Alguien de Q12 también estaba allí y así fue detectado: el juego tiene monitorizados los canales y grupos de Discord o Telegram en los que se organizan algunos jugadores.

2
Llevo más de una década traduciendo formatos de fichero de la antigua informática para que no desaparezca

“Si revisando nuestros datos vemos a alguien se sale de la media y sospechamos que hace trampas, lo baneamos”

Hasta ahora Q12 no ha monetizado su aplicación -razón por la que hay usuarios, como hemos visto antes, que sospechaban que los baneos se producían para ahorrar una parte del dinero de los premios-, pero Carlos nos explica que actualmente tienen “varias campañas cerradas con empresas de distintas índoles”. Así que la llegada de ingresos de Q12 está al caer.

“Analizamos constantemente nuestra base de datos, vemos quién gana y quién no”, nos cuenta Carlos cuando le preguntamos por los baneos dentro de Q12, “tenemos muchos datos para analizar y gracias a ello podemos detectar a los jugadores que se salen del patrón”.

Si en promedio los usuarios suelen ganar una vez, si acaso, ¿cómo es posible que alguien gane en cinco ocasiones? No hacemos preguntas imposibles, pero la mayoría son preguntas blindadas, que no pueden ser detectadas por sistemas automatizados, es sospechoso”, dice Carlos. Su base de datos registra cualquier movimiento en la plataforma: si un usuario tiene un sistema automatizado, scripts, bots, patrones de conexión, tiempo de respuesta, un determinado porcentaje de respuestas correctas e incorrectas… Todo son factores que influyen para determinar si un usuario está incumpliendo las normas.

“Si revisando estas tablas alguien se sale de la media, lo revisamos. Si sospechamos y creemos de buena fe que esta persona tiene algo que le proporciona alguna ventaja según nuestro punto de vista, la baneamos”, afirma.

Su sistema se encarga de destacar a este tipo de usuarios. Luego el equipo revisa el caso, y “si creemos de buena fe que tiene algo que le proporciona alguna ventaja según nuestro punto de vista, la baneamos” dice Carlos. Si Q12 tiene la sospecha de que un usuario hace trampas, le expulsarán del juego sin que pueda replicar.

Definición de “trampa”

az

“Si cumples ciertos patrones, el sistema te saca y luego hace el baneo”, explica Carlos. “El sistema se puede equivocar, pero es porque le ponemos unos pesos a ciertos patrones: cuántas veces has ganado, cuántas has respondido bien, ratios… Es imposible que el 90% de las preguntas las hayas respondido correctamente”. Incluso aunque el usuario no gane en el juego, automáticamente el patrón lo puede destacar como sospechoso si cumple ciertos parámetros como los antes mencionados.

“Estamos regalando dinero, es normal que nos encontremos con gente que intenta tomarnos el pelo, y por eso lo tenemos monitorizado, y si ganas dos veces ya te vamos a flaguear”

Aparte de eso, tienen monitorizados los grupos de chat sobre Q12 para evitar que haya usuarios que jueguen “de forma fraudulenta”, grupos en los que puede haber cientos de usuarios organizados durante cada sesión de juego. “Evidentemente hay personas que usan sistemas automatizados, porque curiosamente siempre ganan los de Telegram”, dice el fundador del juego.

Nos explica también que los términos y condiciones de uso se van a actualizar pronto para “añadir restricciones a los grupos de chats, rechazando los grupos de más de un número determinado de personas a la hora de jugar Q12”. Norma no figuraba originalmente en el juego.

“Esto es nuestro día a día, pero ocurre con un porcentaje muy bajo de usuarios, del millón y pico de las personas que se han descargado la aplicación habremos baneado a unas doscientas; la cuestión es que estamos regalando dinero, es normal que nos encontremos con gente que intenta tomarnos el pelo, por eso lo tenemos monitorizado. Y si ganas dos veces ya te vamos a flaguear. Es poca gente haciendo mucho ruido”.

Términos que podrían considerarse abusivos

Carlos nos explica que al igual que un local privado se reserva su derecho de admisión, ellos también: “Esto es una aplicación privada, has incumplido nuestras normas, ¿por qué? Porque nosotros lo sospechamos, lo vemos claramente, por lo tanto estás baneado, nos reservamos nuestro derecho de acceso”.

Este tipo de términos, “aunque sea en un juego gratuito, han de ser claros y transparentes con el usuario, no pudiendo contener cláusulas que puedan considerarse abusivas”, según nos explica Joaquín Muñoz, abogado especializado en juego y nuevas tecnologías, que nos cuenta también que a este concurso no le corresponde ser regulado por la Dirección General de Ordenación del Juego, el ente que regula juegos de azar como casinos o bingos, ya que el usuario no realiza un desembolso económico para jugar.

Q12 no entra dentro del ámbito de aplicación de la Ley de Regulación del Juego, ya que la participación se realiza de forma gratuita, y no se le considera concurso como tal

Por ello, Q12 no entra dentro del ámbito de aplicación de la Ley de Regulación del Juego, ya que la participación es gratuita, no está regulada como concurso, aunque haya un premio monetario final. Q12 argumenta esa gratuidad para justificar que “no puede haber lugar a queja por parte de los usuarios”.

Joaquín lo ve de otra forma: “Un usuario puede ser también un cliente o consumidor aunque no haga un desembolso como tal. La cuestión es que Q12 no está sujeto a ninguna administración, pero eso no significa que no se le pueda denunciar o reclamar como consumidor“.

Este juego está inspirado por la estadounidense HQ, quien también tiene estas cláusulas de no responsabilidad, las cuales se replican aquí. No obstante, “en España no funciona así, porque aunque el patrocinador indica en las cláusulas que el premio no está garantizado, se puede considerar publicidad engañosa a la hora de promocionar el juego”, nos explica el abogado.

“Aunque el patrocinador en las cláusulas indica que el premio no está garantizado se puede considerar publicidad engañosa”

Sin embargo, Carlos Alcántara cree que “los usuarios no tienen sustancia legal para denunciarnos, es un juego gratuito donde nos reservamos el derecho de admisión, al registrarse en la aplicación uno firma estar de acuerdo con que tenemos el derecho de banear a alguien que no cumple las reglas o del que sospechamos de buena fe”.

También afirma que ellos sí que tienen la potestad de denunciar a usuarios que usen métodos fraudulentos si lo saben a ciencia cierta: “Lo hemos pensado, pero sin llegar a hacerlo. Los americanos lo han hecho muchas veces. Cuando HQ llegó a su pico viral salieron muchos bots, plataformas de voz, etc. Y los abogados de HQ les mandaron una carta de cese y desista. De no hacerlo, se iban a emprender acciones legales, porque es un delito, y todos pararon de inmediato”.

En cambio, Joaquín afirma que “por mucho que el usuario haya leído ese término, se puede considerar abusivo contra los derechos del mismo“. Aconseja que a la hora de reclamar el baneo, o en caso de denunciarlo, lo mejor es presentar pruebas claras de que uno no ha hecho trampas a la hora de ganar.