Inicio Noticiero Digital Trabajar menos cobrando lo mismo: la semana de cuatro día está conquistando...

Trabajar menos cobrando lo mismo: la semana de cuatro día está conquistando Europa poco a poco

Yolanda Díaz, ministra de trabajo y vicepresidenta segunda del Gobierno, participó en las Jornadas Confederales de la UGT celebradas la semana pasada, y en ellas expresó la voluntad del Ministerio de “vislumbrar un futuro mucho más moderno” para la jornada laboral de ocho horas, según informó Europa Press.

Díaz aseguró, además, que no era posible tener la misma jornada laboral “que hace un siglo”, según comunicó The Huffington Post. Estas palabras refuerzan la posición de quienes defienden el establecimiento de la semana laboral de 4 días sin perjuicio salarial, la cual, por otro lado, ya se está probando en varios países europeos.

La semana de cuatro días en España. En nuestro país, el Ministerio de Industra y Comercio anunció el 16 de diciembre de 2022 la puesta en marcha de un programa que destinará 150.000 euros a aquellas pymes que reduzcan un mínimo del 10% su jornada laboral, sin recorte salarial, durante un periodo de al menos dos años.

El objetivo de este proyecto piloto, dotado con diez millones de euros de presupuesto, es “mejorar la competitividad en pequeñas y medianas empresas industriales”. Paralelamente, un ensayo similar se llevará a cabo este año en Portugal.

Nuestros vecinos van por el mismo sendero. Está previsto que el país ibérico celebre una prueba piloto de la semana laboral de cuatro días en el segundo semestre de 2023, la cual parece haber sido bien acogida entre las empresas de pequeña dimensión: según informó Jornal de Negócios el día 21 de diciembre de 2022. La mayoría de las firmas interesadas son las más pequeñas.

Además, Miguel Fontes, secretario de Estado de Trabajo de Portugal, afirmó la semana pasada que, actualmente, el número de empresas portuguesas interesadas en este proyecto ha aumentado a 63, según informó Rádio Observador.

Todos los caminos van a Roma. Por otro lado, también hay grandes firmas que se interesan por la reducción de la semana laboral sin perjuicio salarial. Es el caso de Intesa Sanpaolo, uno de los bancos italianos más importantes, que a partir de enero de 2023 tiene previsto ofrecer a sus 74.000 empleados ubicados en Italia la posibilidad de trabajar cuatro días a la semana, según informó Reuters el pasado 16 de diciembre.

La firma, que potenciará además su política de teletrabajo, planteó la posibilidad de que los empleados pudieran trabajar nueve horas durante cuatro días, en lugar de siete y media en la clásica semana de cinco días. Con ello, el tiempo de trabajo se reduciría de 37 horas y media a 36 horas semanales, sin perjuicio salarial.

Más allá de los Pirineos. La misma tendencia se extiende en Francia. En este sentido, si bien es cierto que apenas el 5% de las firmas francesas aplica la semana laboral de cuatro días, según La Tribune, en los últimos años más compañías han empezado a adoptar este horario. Algunas de ellas son la empresa informática LDLC, el portal de empleo Welcome to The Jungle o el proveedor de electricidad Elmy.

Hasta Berlín. Más al norte, en Alemania, el portal 4 Day Week calcula que existen más de doscientas empresas que trabajan cuatro días a la semana y, aunque algunas de ellas no siguen el principio 100-80-100 (100% de la productividad en el 80% del tiempo por el 100% del salario), sí lo hacen la mayoría. De hecho, IG Metall, el sindicato mayoritario de todo el país, está trabajando para que las compañías apliquen esta reducción de la semana laboral sin perjuicio salarial.

En Reino Unido lo tienen claro. Por otra parte, la organización Four Day Work Week ha llevado a cabo ensayos en Reino Unido e Irlanda, así como en otros países fuera de Europa como Australia y Estados Unidos. En septiembre, 73 empresas del Reino Unido que se encontraban realizando una prueba piloto compartieron sus resultados: el 95% de ellas afirmó que la productividad, o se había mantenido, o había aumentado, y el 86% reconoció que mantendría el horario reducido tras la finalización de la prueba piloto.

Pruebas en tierras irlandesas. En Irlanda, la organzación Four Day Week, University College Dublin, Boston College y el sindicato Fórsa coordinaron un ensayo de la semana laboral de cuatro días cuyos resultados fueron un éxito. De hecho, una de las firmas más satisfechas fue una pyme, la cual, con el objetivo de aumentar su competitividad, estableció la semana de 32 horas, sin perjuicio laboral y el teletrabajo.

Donde dije digo… Tras ser preguntado por el proyecto piloto que se llevará a cabo en el segundo semestre de este año, Miguel Fontes, secretario de Estado de Trabajo portugués, habló del grupo Navigator, una empresa especializada en el mercado de papel. Fontes afirmó que, en una visita reciente a la empresa, sus directivos le comunicaron que la semana laboral de 32 horas sin perjuicio salarial “no era para ellos”, porque trabajaban de forma continua.

Digo Diego. Sin embargo, la opinión de la firma cambió, según el secretario, cuando comprobaron la dificultad que tenían para contratar jóvenes, a pesar de ofrecer salarios más altos que el resto de las empresas competidoras. Fontes añadió que la razón era la falta de conciliación entre la vida profesional y personal provocada por los horarios de la compañía.

Parece, por lo tanto, que la semana laboral de cuatro días es algo más que una quimera. El 2023 será un año clave para ella.

Imagen: Ant Rozetsky / Unsplash

Publicidad