​Conoce la historia de la última pena de muerte que se realizó en Perú

Desde el 20 de enero de 1979 no se ha vuelto a aplicar la pena de muerte en Perú. Siendo la última en el gobierno de Francisco Morales Bermúdez, cuando se fusiló al suboficial de la Fuerza Aérea, Julio Vargas Garay por traición a la patria.

Difusión | Julio Vargas Garay

Según datos históricos, a este hombre, se le acusó de ingresar a la base peruana con fines de espionaje por encargo de los chilenos. Sin embargo, Vargas quien en ese entonces tenía 29 años de edad negó hasta el final que solo había tenido una amistad que nació mientras el lavaba carros en la Embajada de Chile.

En este lugar habría sido fusilado Julio Vargas, 1979

En 1978, el suboficial habría sido contactado por oficiales chilenos para trabajar como espía para que registrara el armamento con el que contaba Perú, aunque algunos aseguran que espió en la base de La Joya en Arequipa. Ese mismo año, a comienzos de octubre, Julio fue detenido por la policía peruana por una aparente acusación de un anónimo. 

Ley de Reforma del Artículo 140 de la Constitución Política del Perú (hasta 1979)

La pena de muerte es una sanción que se ha aplicado desde tiempos muy remotos, la doctrina distingue dos grandes fases en la historia de la pena capital que separa el Siglo XVIII. Así, con anterioridad a este, la pena de muerte era aplicada a una gran cantidad de delitos y sus diversas formas de ejecución se caracterizaban no solo por matar, sino por hacerlo produciendo los mayores tormentos y sufrimientos al condenado con esta pena. 

Sin embargo, para esta ley había ciertas restricciones, como aplicar la pena de muerte en menores de edad y a mujeres en gestación.

Ejecución 

Vargas Garay fue fusilado el 20 de enero de 1979. El joven suboficial afirmó hasta el momento de su muerte que era un contraespía del Servicio de Inteligencia Peruano y solo le había entregado datos simples a Chile. En una carta publicada por Utero.pe dice:

“He arriesgado inútilmente mi vida a favor de mi patria y mi institución, a los cuales he dado valiosas informaciones, y como premio me dan 5 plomazos y la deshonra de mi nombre al ser tachado de traidor. Efectivamente, me declaré culpable, pero no informan al pueblo peruano que lo hice por medio de la tortura y que mi juicio fue fraude y burla”.

ANULACIÓN DE PENA DE MUERTE

Desde 1993, la Ley entró en variación y solo se podía aplicar la pena de muerte en casos de traición a la patria o delito contra el terrorismo, pero ya no para casos comunes de delincuencia. Sin embargo, en aproximadamente 1993 Perú formó parte de La Convención Americana sobre Derechos Humanos (también llamada Pacto de San José de Costa Rica) por lo que hace no aplicable esta penalidad.

En los años que la pena de muerte estuvo en vigencia, entre 1957 al 1979 fueron ejecutados 7 hombres por matar a miembros de las fuerzas armadas. La última ejecución fue aplicada en 1979.

TAMBIÉN PUEDES LEER:

Gonzalo Higueras: “El amor es cuestión de fe, no es cuestión de razón”

Loading...