El PSOE pide paridad en los nombramientos de la Mesa y otros órganos del Congreso

15
Publicado 08/12/2017 11:32:37CET

   La Comisión de Igualdad también debatirá una propuesta para evitar el plural masculino de Congreso y que no se hable de sólo de diputados

   MADRID, 8 Dic. (EUROPA PRESS) –

   La Comisión de Igualdad en el Congreso debatirá el martes una proposición no de ley del PSOE por la que se insta a la propia Cámara Baja a cumplir con la igualdad efectiva entre hombres y mujeres en la elección, tanto de los miembros de la Mesa como del resto de sus órganos, de forma que la representación de un género no sea nunca superior al 60 por ciento y, por tanto, el otro quede relegado a una cifra inferior al 40 por ciento.

   En la iniciativa, recogida por Europa Press, los socialistas proponen que esta situación se contemple en “la próxima reforma del reglamento del Congreso. Además, le llama a desarrollar las fórmulas más idóneas para aplicar esta paridad en todas la mayor toma de decisiones posibles.

   Los de Pedro Sánchez señalan que, en la actual XII Legislatura, el Congreso cuenta con 138 Diputadas (un 39,4 por ciento del total de la Cámara), lo que sitúa a España por delante de países como Francia, Portugal, Italia, Reino Unido, Alemania y Suiza, en materia de representación femenina.

   Sin embargo, para el PSOE esta cifra no se traduce en una presencia equitativa entre diputados y diputadas en las Mesas de las comisiones o en las portavocías ya que, según apunta, en este momento “sólo nueve de las veinticinco presidencias de comisiones están ocupadas por mujeres. También denuncia que las vicepresidentas y secretarias “representan un 34 por ciento del total de personas que ocupan esos cargos en las Mesas, mientras que “sólo el 31,5 por ciento de las portavoces” en estos órganos son mujeres.

   “La inequidad y la infrarrepresentación de las diputadas en estos órganos provocan menor capacidad de decisión, carencia de visibilidad de las mujeres políticas en la Cámara Alta y además una brecha salarial evidente”, señalan los socialistas, que ahora solicitan un cambio en este sentido.

LENGUAJE INCLUSIVO EN EL CONGRESO

   También en relación a la actividad en el Congreso, la Comisión de Igualdad debatirá en la misma sesión una proposición de Compromís por la que se llama a incluir lenguaje inclusivo, o no discriminatorio, en el trabajo que envuelve la vida parlamentaria.

   Del mismo modo, pide un compromiso por parte del Ejecutivo para que, en el momento que se lleve a cabo una reforma abierta de la Constitución, se incluya un cambio de denominación del artículo 66.1 sobre el ‘Congreso de los Diputados’ por ‘Congreso’, igual que ocurre con el Senado.

   El objetivo del partido valenciano es conseguir “una comunicación más justa, y menos violenta”, de forma que nadie use el lenguaje “contra nadie como arma de exclusión y opresión en la sociedad”.

   “Intentar ser sensibles a usar un lenguaje menos machista y masculinizado, neutralizando los usos del masculino singular al sustituirlos por otras expresiones o por la inclusión también del femenino singular es un gesto democrático y civilizado, fundamental, como dejar de usar expresiones que podrían herir a grupos que tradicionalmente han sido maltratados”, apunta el texto, firmado por la portavoz de Igualdad de la formación, Marta Sorlí.

   Para la diputada es “absurdo” que se ridiculice la búsqueda y el uso espontáneo de un lenguaje que incluya a las mujeres como personas y ha destacado la importancia de habituar al entorno, al lenguaje y a las acciones para poder construir una sociedad más igualitaria y justa.