La piscina de Ripoll contaba con el personal que contempla la normativa

La piscina de Ripoll, donde ayer fallecía ahogada una niña de cuatro años que participaba en una actividad escolar, contaba en el momento del suceso con el personal que contempla la normativa, según han detallado los responsables municipales y de la Generalitat de Catalunya.

El director de los Servicios Territoriales de Educación, Josep Polanco, ha comparecido en Campdevànol, localidad a la que pertenecía el centro educativo de la víctima, junto al alcaldes de este municipio y del que alberga la piscina, Joan Manso y Jordi Monell, respectivamente.

Polanco ha explicado que cinco profesores de la Escola Pirineus, que realizaba la actividad con veintisiete alumnos, se encontraban en el lugar, así como cuatro monitores y dos personas de mantenimiento.

Imagen de la piscina municipal cubierta de Ripoll Imagen de la piscina municipal cubierta de Ripoll (Ayuntamiento de Ripoll)

Ese número se adaptaba a la normativa “establecida”, según ha explicado este responsable de la Generalitat, quien ha puntualizado que, en todo caso, la investigación está en curso a la espera de conocer “todas las circunstancias de los hechos”

Josep Polanco, quien ha confirmado que se ha puesto en funcionamiento el apoyo psicológico a familiares y comunidad educativa, ha transmitido su más “sincero pésame” por esta pérdida.

El alcalde de Ripoll ha insistido también en que se cumplía la normativa en cuanto al número de personas al cuidado de los niños y restos de bañistas, entre los que se encontraban profesionales sanitarios que se han prestado a colaborar en el momento de los hechos.

Su homólogo de Campdevànol, Joan Manso, se ha mostrado visiblemente afectado por el fallecimiento de la menor, vecina de su municipio, y ha expresado el apoyo del ayuntamiento “a la familia, comunidad educativa y a todo el pueblo”.

”Es una noticia que nos golpea y entristece”, ha añadido Manso, quien ha explicado que se han decretado tres días de duelo oficial con banderas a media asta, que se ha convocado un pleno extraordinario y que Ripoll suspenderá “en señal de respeto” los Juegos Deportivos de Cataluña programados para este fin de semana.

Como el resto de responsables que han comparecido esta tarde ante los medios de comunicación, el alcalde de Campdevànol ha subrayado que “la piscina tenía todo el personal que tiene que tener” y ha destacado la “consternación” en la que queda sumido un municipio de 3.500 habitantes por un suceso de este tipo.

La niña ha fallecido al mediodía tras una actividad extraescolar en la piscina de Ripoll sin que los servicios de emergencia sanitaria hayan sido capaces de reanimarla.

Una vez finalizada la clase, los monitores han echado en falta a una de las alumnas, a la que han encontrado muerta en el agua y, ahora, la policía investiga las causas.

Loading...