Los dos agentes que pusieron fin a la fuga

Dos agentes de los Mossos d’Esquadra, miembros de una patrulla de seguridad ciudadana de Vilafranca del Penedès, fueron los que abatieron a Younes Abouyaaqoub, el autor del atropello masivo en la Rambla de Barcelona que acabó con la vida de 13 personas y asesinó otra persona en la avenida Diagonal durante su fuga.

El hallazgo de Abouyaaqoub, el hombre cuya foto se había hecha pública solo pocas horas antes, es conocido: varios testigos le avistaron por el entorno de los municipios de Sant Sadurní d’Anoia y Subirats y los dos agentes le encontraron poco después escondido en una zona boscosa. Se le llamó al alto y, al mostrar lo que parecía un cinturón de explosivos al grito de ‘¡Alá es grande!’, los dos mossos dispararon.

Esa es la secuencia. Poco después se tomó esta imagen a la que ha tenido acceso La Vanguardia . En ella, se puede ver a los dos agentes que tirotearon al terrorista. Ambos se reconfortan mutuamente en la que debe haber sido la operación más importante de sus respectivas trayectorias. En la imagen, al fondo a la derecha, también se puede ver el robot y la furgoneta que los Tedax usaron para comprobar que el cinturón era simulado.

Loading...