Muere un bebé de cuatro meses por el ataque de un perro peligroso

staffordshire-bull-terrier
Staffordshire Bull Terrier

Reino Unido se encuentra conmocionado. En estado de shock. Y es que un bebé de cuatro meses ha muerto como consecuencia del ataque de un perro en Colchester, en el condado de Essex. Además, su hermano, de 22 meses, que también fue víctima del ataque, se encuentra ingresado en el hospital en estado grave. La madre de ambos también resultó herida aunque ya ha recibido el alta.

Todo apunta a que el animal corresponde a una raza de las catalogadas como peligrosas, aunque la policía no lo ha confirmado. El animal sería un ejemplar de Staffordshire Bull Terrier Tampoco han querido confirmar o desmentir, según relata el Daily Mail, si la propietaria del can es una agente del condado de Essex, como aseguran amigos de la familia víctima del ataque.

El ataque ocurrió el jueves y rápidamente los tres heridos fueron trasladados al hospital. Sin embargo, nada se pudo hacer para salvar la vida del pequeño de cuatro meses, que fallecería horas después debido a las graves heridas recibidas. El perro, con consentimiento de la propietaria, ha sido abatido.

“Podemos confirmar que el incidente tuvo lugar en el interior de una casa en Harwich Road, que el perro ha sido sacrificado y que nadie ha sido detenido”, explicaba el inspector Elliot Judge. ”La investigación que determinará qué ocurrió está en marcha. Es un momento muy difícil para la familia, que está siendo apoyada por funcionarios especialmente capacitados”, añadía.

Un vecino fue testigo de cómo llegaron los equipos sanitarios al lugar de los hechos: “Yo estaba caminando y vi a un bebé en la ambulancia. Su cara estaba cubierta de sangre. Fue impactante verlo así. Se encontraba muy mal”, relataba. “Yo en realidad no vi el ataque. No fue hasta más tarde que descubrí lo que había pasado. La familia no lleva mucho tiempo viviendo ahí, y la gente por aquí aún no sabe lo que ha ocurrido”, agregaba.

Scott Mills, que vive en la casa de enfrente, quedó conmocionó cuando vio cómo cuatro coches de policía y a dos ambulancias aparcaban delante de la casa del niño fallecido: “Cuando supimos que un bebé había muerto, todo el mundo quedó conmocionado. Es terrible y trágico”.

Mills cree que el perro era un Staffordshire Bull Terrier, una raza considerada potencialmente peligrosa, aunque no ha sido confirmado por la policía. “Llegó una camioneta y sacaron al perro de la propiedad. No era un Terrier normal, estaba cruzado con alguna raza tipo Bullgdog”, señaló.

 

Loading...