Inicio Sucesos Sánchez señala la «feminización de la política» como la «mejor receta» «a...

Sánchez señala la «feminización de la política» como la «mejor receta» «a favor del diálogo entre diferentes»

MADRID, 26 Nov. (EUROPA PRESS) –

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha señalado este viernes la «feminización de la política» como «la mejor receta» para «reducir la polarización» y «a favor del diálogo con el diferente».

Durante su intervención en la inauguración del Foro de Mujeres de la Unión Interparlamentaria (UIP) que se va a celebrar en Madrid durante los próximos días, Sánchez se ha referido a la necesidad de lograr la inclusión, la representatividad y las estrategias legislativas con perspectiva de género como medios para «profundizar» y «reforzar» los «sistemas democráticos».

Como ejemplo, ha puesto a España que, según ha explicado, cuenta con la cámara de diputados «más paritaria» de la UE, con 166 parlamentarias de los 350 escaños posibles; y con el Gobierno «con más mujeres», ya que ellas, ha indicado, ocupan el 63% de los ministerios.

Aún así, en este sentido, Sánchez ha señalado que, tanto en los parlamentos como en los gobiernos, la cuestión no es «sumar», sino que las mujeres «ocupen puestos de la máxima responsabilidad». Así, ha destacado que las responsables de Defensa, Hacienda, Industria y Justicia en España son mujeres y que las tres vicepresidencias del Ejecutivo las ocupan mujeres.

«ME SIENTO ORGULLOSO»

El presidente del Gobierno también ha explicado a los presentes la importancia de la Ley de Igualdad de 2007 que, según ha señalado, «abrió camino» a la obligación de una representación equilibrada en la política y en las instituciones e «introdujo la perspectiva de género» en estadísticas, políticas urbanísticas, formación de jueces y magistrados o salud laboral, entre otros.

«Me siento muy orgulloso de liderar un país que abraza la causa por la igualdad real y efectiva entre hombres y mujeres», ha declarado el líder socialista.

Aunque ha reconocido que queda aún por hacer, el jefe del Ejecutivo ha destacado los cambios que se han producido en los últimos 30 o 40 años. Sánchez ha recordado que si se ven las fotos de esa época «choca» ver la ropa de entonces o que se fumara en los espacios públicos y en las Cortes, pero, a su juicio, «lo más chocante» es que «casi no aparecen mujeres».

SIN MUJERES «NO HAY DEMOCRACIA REPRESENTATIVA REAL»

Para Sánchez, ese es «el mayor cambio» que «afortunadamente» se ha experimentado: «el papel de las mujeres en la vida política, económica y social de España». «Y ese debe ser el verdadero reto de nuestras sociedades, la igualdad real y efectiva entre hombres y mujeres en todos los aspectos de la vida. Privada, pero sobre todo pública», ha declarado.

En este sentido, ha señalado la importancia de que, «afortunadamente» ya no se pueden «concebir parlamentos sin mujeres» ya que, según ha apuntado, «no hay democracia representativa real» si se «deja fuera a más de la mitad de la población» de los países.

Por otra parte, el líder socialista se ha referido a uno de los temas que el UIP abordó en reuniones anteriores, el abuso de los menores a través de Internet y, en este caso, ha hecho un repaso de las normas que se han ido aprobando en el país en este sentido, dentro de la nueva ley de Educación, en la Ley de protección a la Infancia y la Adolescencia frente a la Violencia, o las medidas específicas sobre este tema que también se incluyen en la Ley de Garantía de la Libertad Sexual, entre otras.

Y, finalmente, ha hecho referencia a la celebración, este jueves, del Día Internacional para la erradicación de la Violencia contra la Mujer y al acuerdo alcanzado con los grupos parlamentarios de Congreso y Senado para «relanzar» el pacto de Estado contra esta lacra alcanzado en 2017 y «garantizar» su estabilidad y financiación.

También sobre este acuerdo ha hablado la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, que este viernes era elegida como presidenta para los trabajos del Foro. Batet ha calificado la violencia contra las mujeres como «una de las mayores lacras de nuestras sociedades» y ha señalado que «constituye una violación de los derechos humanos y de las libertades fundamentales e impide el total desarrollo de un estado social y democrático de derecho».

En su discurso se ha referido, además, al lema de esta edición del UIP –‘Los retos contemporáneos de la democracia: superar la división y construir la comunidad– que, según ha explicado, «contiene en sí mismo la necesidad de considerar todo tipo de desigualdad una amenaza para la democracia y los procesos democráticos».

«Afrontar esta amenaza, lograr resultados visibles, calar en el conjunto de la sociedad removiendo discriminaciones a veces invisibles, requiere de trabajo constante y sobre todo de grandes acuerdos que sostengan con fortaleza y sin fisuras todas las iniciativas y avances en materia de igualdad de género», ha declarado.

Publicidad