Un motorista, cazado a 179 km/h en un tramo de 80 con su hijo de doce años de pasajero

Un motorista fue denunciado por los Mossos d’Esquadra al ser sorprendido el pasado martes circulando a una velocidad de 179 km/h en el término municipal de Pallejà (Baix Llobregat),
en un tramo en el que la velocidad está limitada a 80 km/h. El motorista llevaba de pasajero a su hijo, un niño de 12 años, según informó ayer la policía autonómica.

El hombre, de 40 años y vecino de Vallirana, conducía una moto de gran cilindrada por la B-24 sobre las 19.30 horas, según la información policial, cuando fue detectado por un radar ubicado en el punto kilométrico 9,8 de Pallejà. Una patrulla de los Mossos paró e identificó al conductor y constató que llevaba de pasajero a su hijo de 12 años. Llevar a un menor de esta edad, en principio, no vulnera la normativa y, según se observa en una foto difundida por los Mossos, ambos llevaban casco.

Pero los agentes denunciaron al motorista por el exceso de velocidad, por un delito contra la seguridad vial. Así, el conductor deberá presentarse mañana lunes en el juzgado de instrucción de Sant Feliu del Llobregat.

Deberá decidir el juez, pero según el Código Penal y la normativa de tráfico, como recordaron ayer fuentes policiales, conducir a más de 151 km/h en un tramo donde el límite es de 80 km/h supone una infracción muy grave y se considera delito de seguridad vial el exceder la velocidad permitida en más de 80 km/h en una vía interurbana, como sería en este caso. Tal delito puede castigarse con una pena de entre tres a seis meses de prisión, multa de seis a doce meses y trabajos comunitarios, además de la retirada del permiso de conducir de uno a cuatro años.

Loading...