Corte de EE.UU. abre camino para que adolescente inmigrante obtenga aborto

Este lunes, el Tribunal de Apelaciones del circuito del Distrito de Columbia, falló 6-3 a favor de la adolescente inmigrante, anulando el fallo de un panel de tres jueces de la corte que le impedía abortar, al menos temporalmente.

Según consideró un juez del tribunal, la adolescente debía ser llevada rápidamente para obtener el asesoramiento requerido y practicarse el aborto. La ley de Texas obliga que una mujer que busca un aborto, debe tener una sesión de asesoramiento 24 horas antes del procedimiento con el médico que realizará el proceso.

La adolescente, cuyo nombre y país de origen, han sido resguardados porque es menor de edad, tiene 15 semanas de embarazo, luego de ingresar a los EE.UU. en septiembre, momento en el que se enteró de que estaba embarazada mientras estaba bajo custodia federal en Texas.

La adolescente obtuvo una orden del tribunal estatal, el 25 de septiembre que le permitía abortar, pero las autoridades federales se negaron a transportarla o liberarla temporalmente para que otros no pudieran llevarla a abortar.

Los abogados del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, responsables de proteger a los niños que ingresan ilegalmente al país sin el acompañamiento de un padre, dijeron que el departamento tiene una política de “negarse a facilitar” el aborto y que la liberación del adolescente requeriría una transferencia de custodia y cuidado de seguimiento.

Entre tanto los apoderados de la adolescente, dicen que todo lo que el gobierno debe hacer es “quitarse de en medio”. El abogado designado para representar los intereses de la adolescente, dijo que podría transportar a la menor hacia y desde las citas necesarias para el procedimiento, y el gobierno federal no tendría que paga por ello.

Una de los seis jueces del tribunal de apelaciones que se pusieron del lado de la adolescente el martes, Patricia Millett, argumentó que la decisión previa del tribunal “establece un grave error constitucional”. Los seis jueces fueron nombrados por presidentes demócratas.

Entre tanto tres jueces, designados por presidentes republicanos, disintieron de la decisión. El juez Brett Kavanaugh en un salvamento de voto, dijo que la decisión de sus colegas “se basa en un principio constitucional tan novedoso como erróneo: un nuevo derecho para los menores inmigrantes ilegales en la detención del gobierno de los EE. UU. para obtener un aborto inmediato”.

El Departamento de Salud no hizo comentarios sobre el fallo de inmediato, sin embargo, el Departamento de Justicia precisó que está revisando la orden y se negó a comentar.

Loading...