Tica radicada en Las Vegas perdió a dos amigos que asistieron a concierto

La costarricense Adela Flores Acuña, quien radica desde hace cuatro años en Las Vegas, Nevada, perdió a dos amigos estadounidenses, quienes asistieron al festival de country Ruta 91, confirmó vía telefónica la noche de este lunes.

Flores, quien labora como productora de eventos ejecutivos, estaba acompañada de su esposo -a quiien prefirió no identificar- cerca de la plazoleta de conciertos; sin embargo, no asistió ya que  a última hora había regalado las entradas.

El lugar donde se realizó la actividad se ubica entre el hotel MGM, el Mandalay Day y el aeropuerto, donde generalmente se hacen festivales similares. Tiene seis entradas y seis salidas.

“Es un concierto de country muy famoso que hay todos los años acá en Las Vegas. Nosotros estábamos un poco cansados y preferimos no asistir. El festival estaba previsto para viernes, sábado y domingo. Un grupo de entre seis o siete con los que teníamos planeado ir pudieron salir. Dos amigos estadounidenses de 25 y 32 años fallecieron, mientras que otros tres permanecen desaparecidos y uno está grave”, manifestó aún asombrada.

“Este concierto era al aire libre. Ese señor (homicida) lo que hizo fue cobardemente abrir fuego. En Las Vegas ningún hotel te permite abrir las ventanas, ya que son selladas por seguridad. Rompió dos ventanas y disparó contra los presentes. Al lugar nunca pudimos llegar, ya que la Policía cerró las principales calles del Strip, para dar paso a la cantidad de ambulancias y patrullas que se dirigían al lugar”, aseveró.

LEA: Jason Aldean, músico que tocaba cuando ocurrió el atentado en Las Vegas: ‘Esta noche ha sido más que horrible’

“No pudimos llegar al punto donde estaba la conmoción, por lo que nos devolvimos para la casa. Vivimos a siete minutos del hotel Mandalay Bay, exactamente donde pasó, por lo que decidieron regresar a la casa. La comunidad de ticos acá es muy pequeña, sin embargo no tengo reporte de ningún herido. Otra amiga tica que está embarazada ni siquiera se acercó al lugar, ya que está en los últimos días”, relató Flores, hija de Róger Flores, excapitán de la selección nacional fútbol de Italia 90.

“Otro amigo ingeniero tico, quien labora en unas de las discotecas de Las Vegas, estaba trabajando al momento del tiroteo. Por seguridad se mantuvo en su lugar de trabajo, hasta que tres horas después pudo salir por seguridad. En la página de la comunidad de ticos que habita en Las Vegas nadie ha posteado nada”, agregó.

Una vez que pudo contactar a los amigos sobrevivientes, estos le comentaron que pensaron que se trataba de juegos pirotécnicos, hasta que empezaron a ver gente que caía fallecida.

“Lo que nos contaron los amigos fue que no tenían idea de lo que ocurría. Al ver muertos, entraron en pánico. Nos contaron que disparó cientos de balas. Ellos dicen que la estampida era tal que tuvieron que pasar por encima de gente ya muerta para poder salir corriendo. Lo describen como una película de terror. Estamos angustiados por los amigos que no hemos encontrado. La mayoría de personas que viven acá no son de Las Vegas, “, dijo Flores.

LEA: Jubilado millonario e hijo de ladrón de bancos deja en ‘shock’ a Estados Unidos

Recién casada. Este lunes junto a su esposo, con quien se casó hace 22 días  en Las Vegas, hicieron fila durante cuatro horas y media en un hospital, con la finalidad de donar sangre, ya que se mantienen más de 520 personas hospitalizadas, algunas de ellos en condición grave. Los centros médicos se mantienen colapsados y solo facilitan información a familiares, lo que ha complicado la labor para ubicar a los amigos extraviados.

“Trabajo para una productora de eventos en vivo. En los años que llevó acá siempre me he sentido muy segura, es una ciudad donde todo es muy ordenado, ya que todo el año pasa llena de turistas. Hay muchísima Policía y hay cámaras por todo lado; la tecnología en seguridad es impresionante. La única forma que tenían para hacer algo así fue desde el aire, individual. Si el atacante hubiera estado dentro no hubiera podido ni disparar 30 segundos. La Policía suele ser muy buena y rápida para actuar”, expresó.

La costarricense afirmó que el concierto estaba previsto para que terminara casi a la medianoche. Al momento de los disparos permanecía en tarima el cantante Jason Aldean, quien iba por la tercera canción, ya que cerraba el concierto, la cual habían asistido al menos 22.000 personas, ya que su aforo es de 30.000.

“Todo pasó entre las 10:15 y 10.30 p.m.. Estaba lloviznando un poco. Le faltaban unos 45 minutos para terminar. La temperatura estaba entre los 22 y 25 grados. Tengo a toda mi familia en Costa Rica, por lo que los amigos que uno hace acá los estima mucho. Nos tocará apoyar a los familiares que vienen para acá. No me quiero imaginar si uno pasara por la pérdida de un ser querido. Los vuelos que están entrando y saliendo son muy pocos”, explicó Flores.

Me acompañaba a ver fútbol. Sobre el amigo de 25 años fallecido, Flores prefirió reservarse la identidad, ya que los padres de este se dirigen hacia Las Vegas, pero desconocen la suerte que corrió.

“Como aficionada que soy del fútbol, él (amigo) siempre me acompañaba. Lo llevo en la sangre, no solo por mi papá, sino por mi hermano Andrés. Era americano y su mamá hondureña. Como aquí a mucha gente el fútbol no le interesa siempre se apuntaba a ir a ver los partidos de Costa Rica contra México, Honduras y Estados Unidos. Era una persona trabajadora, tenía una novia reciente. Queremos decírselos en persona y apoyarlos en lo que viene”, dijo con voz entrecortada.

“A los papás de mi amigo los conoceré hasta ahora en persona. Veía fotos de ellos y hemos hablado español. Como a eso de las 3 p.m., tras ir a varios hospitales lo encontramos. El no tenía familia acá, solo en Miami”, explicó.

Flores contrajo matrimonio civil con un ciudadano estadounidense  oriundo de Alabama, quien labora como entrenador de fútbol americano. Para abril o marzo del próximo año tienen previsto visitar Costa Rica con la intención de hacer la boda religiosa.

“Una de las razones pos las cuales me gusta vivir en Las Vegas es que la realidad es que existe un sentido de respeto y amor por cualquier cultura de cualquier país, donde todo el mundo es aceptado y los que vivimos aquí somos una familia. La respuesta de la gente para ayudar ha sido impresionante. Muchos que estaban acá paseando los vimos sacar un día para donar sangre. Esas acciones le dan a uno esperanza y fe. Todo se paró hoy en la ciudad que nunca duerme”, manifestó.

En los próximos meses Flores alternará su estancia entre Nueva York y Las Vegas, ya que la productora donde labora le dio un show latino en Broadway llamado Forever Tango.

Loading...