¿Cuánto sabes sobre la píldora del día después?

ANTICONCEPTIVOS

¿Son iguales todas las píldoras del día después? ¿Cuáles son sus efectos secundarios y su toxicidad? ¿Por qué es de libre dispensación sin receta en las farmacias? Para responder a estas preguntas, EFESalud ha hablado con Neus Caelles, farmacéutica comunitaria en Tarragona, y el ginecólogo Ezequiel Pérez Campos

Otras noticias

MADRID/EFE/ANA MARÍA BELINCHÓN
Viernes 08.07.2016

El 15,9% de las mujeres españolas mantuvo relaciones sexuales sin protección en el año 2014, según la encuesta de Anticoncepción de la Sociedad Española de Contraconcepción. Ante un potencial embarazo no deseado, la píldora del día después es una segunda alternativa que en ningún caso debe utilizarse como anticonceptivo rutinario.

“La eficacia anticonceptiva de un método regular (preservativo, anillo vaginal, tratamiento hormonal, etc.) es superior al 99% y en ningún caso estamos hablando de esa misma eficacia en la píldora del día después”, advierte Pérez Campos, jefe del Servicio de Ginecología del Hospital General de Requena y miembro del Patronato de la Fundación Española de Contraconcepción.

Píldora de acetato de ulipristal. Cedida por HRA Pharma.

Aunque se haya administrado la píldora, “si ya se ha liberado el óvulo y el espermatozoide accede hasta él podría producirse el embarazo”, aclara el doctor.

Existen dos variantes de la píldora de anticoncepción de urgencia (PAU), una de ellas contiene levonorgestrel (progestina) y la otra acetato de ulipristal, que es un modulador selectivo del receptor de la progesterona, la hormona que prepara al útero para la recepción del óvulo fecundado.

La eficacia va a depender del tipo de píldora que se administre y el tiempo que haya transcurrido desde la relación sexual sin protección, porque “el levonogestrel tiene una eficacia decreciente, que pasa del 95% el primer día, al 85% el segundo y al 59% el tercero. Con el acetato de ulipristal la eficacia se mantiene durante los 5 días”, explica el doctor.

¿Es abortiva y antiimplantatoria?

Estas dos variantes de anticoncepción de urgencia actúan bloqueando el receptor de la progesterona, de tal forma que “impiden que se siga el proceso normal de maduración del folículo y, por tanto, que se produzca la ruptura folicular que da origen a la ovulación”, explica Pérez Campos.

Al retardar la ruptura del folículo (estructura que almacena el ovocito hasta su maduración y liberación), el óvulo no se liberaría en ese momento, por lo que no habría posibilidad de que éste se uniera al espermatozoide.

“Son anticonceptivos, evitan la concepción, en ningún caso evitan la anidación que sería el proceso siguiente que realiza el huevo fecundado incluyéndose dentro del espesor del endometrio (la capa interior del útero), por lo tanto, no es abortiva ni antiimplantatoria”, aclara.

¿Es una bomba hormonal?

Tal y como afirma Pérez Campos, “tiene unos efectos secundarios leves, se va a alterar absolutamente la regla porque no dejamos que se produzca la ovulación de forma fisiológica y cronológicamente ordenada”.

Los expertos insisten en la necesidad de utilizar la píldora exclusivamente como anticonceptivo de emergencia. “Se trata de una segunda oportunidad anticonceptiva, no una anticoncepción regular, no previene ITS”, advierte el doctor

Si atendemos a los efectos secundarios más frecuentes descritos, Neus Caelles, presidenta del Comité Científico de la Sociedad Española de Farmacia Comunitaria (SEFAC), habla de “dolor de cabeza, dismenorrea, náuseas, fatiga, mareos, dolor abdominal y dolor de espalda”.

¿Se puede retomar la anticoncepción hormonal después de tomarla?

“El día después, si se está utilizando una anticoncepción hormonal, se puede mantener para evitar confusiones y faltas de cumplimiento, pero hasta que aparezca la regla no vamos a tener seguridad anticonceptiva, porque los receptores de las hormonas están bloqueados”, explica el doctor.

Aconseja utilizar anticonceptivos de barrera hasta la aparición de la regla y, a partir de ese momento, reiniciar de nuevo la anticoncepción hormonal, porque la PAU no previene la posibilidad de embarazo en relaciones futuras.

Libre dispensación

Preservativos expuestos en el Museo de los Condones de Tailandia. EFE/Gaspar Ruiz-Canela

La píldora del día después es de libre dispensación en las farmacias españolas y la mujer se la puede autoadministrar fácilmente. Para comercializar un medicamento en España, previamente debe ser autorizado por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) y cumplir una serie de criterios, como “que no sea necesario un diagnóstico preciso y que la evaluación toxicológica y clínica de uso lo respalde”, explica la farmacéutica.

“Las razones esgrimidas por el Ministerio de Sanidad fueron que con la anticoncepción de urgencia es necesario garantizar la disponibilidad del medicamento, debe transcurrir el menor tiempo posible entre las relaciones sexuales sin protección y su ingesta. Este hecho se une a que carece prácticamente de contraindicaciones y a que los datos de seguridad recabados hasta la fecha no habían identificado riesgos inesperados”, señala Caelles.

Loading...