Inicio Argentina Viajar en micro, más caro en La Plata: desde cuándo, cuánto sube...

Viajar en micro, más caro en La Plata: desde cuándo, cuánto sube el boleto y a qué líneas afecta

Tras el anuncio de la semana pasada, a cargo del Ministerio de Transporte de la Nación, que indicaba un incremento en el transporte público de pasajeros que opera en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), ayer se confirmó la mala noticia para los bolsillos en la Región. En particular, quienes utilizan las líneas de colectivos que recorren La Plata, Berisso y Ensenada, tendrán que calcular un 40 por ciento más de gasto para moverse a partir del próximo lunes.

El precio de los boletos permanecía congelado desde el 2019 y en medio de la escalada inflacionaria las empresas salieron a plantear reclamos contra el cuadro. También denunciaron demoras en la transferencia de los subsidios que aplica el Gobierno Nacional para bajar el costo del pasaje a los usuarios. El planteo fue enfático: hasta redujeron las frecuencias de los servicios a nivel regional.

La tensión en el inicio de las vacaciones de invierno derivó en el anuncio general cuyos alcances regionales también quedaron formalizados en estas últimas horas.

Según le confirmaron fuentes oficiales a este diario, desde la semana próxima, los valores serán los siguientes: 1º sección (0 a 3km) pasa de $19.60 a $27.44; 2º sección (3 a 6 km) pasa de $21.40 a $29.96; 3º sección (6 a 12 km) pasa de $22.50 a $31.50; 4º sección (12 a 27 km) de $23.60 a $33.04; los servicios de más de 27 kilómetros, que costaban $24.40, ahora costarán $34.16.

Los nuevos valores serán aplicados al Sistema Único de Transporte Electrónico (SUBE) a partir del lunes 1º de agosto.

En la Municipalidad se apuntó que el antecedente más cercano de aumento está en marzo de 2019, cuando el boleto subió un 9 por ciento.

La semana pasada, cuando se anunció el ajuste para toda el área metropolitana, en las empresas seguía el malestar. Las fuentes consultadas coincidieron en que el incremento del boleto al usuario no soluciona el problema que allí diagnostican: la cobertura del costo operativo del transporte.

En ese sentido, desde una de las empresas locales con varias líneas municipales y provinciales, se señaló, por un lado, que en esas firmas no participan de la elaboración del esquema tarifario. Por otro, se apuntó que si se incrementa el costo del boleto, las empresas reciben menos monto en subsidios.

En suma, según ese análisis, siguen siendo los mismos números para resolver el costo de funcionamiento de la empresa, que toma como referencia un valor establecido por pasajero. Según esa cuenta oscila en los 150 pesos. “Entre boleto y subsidios, el monto que se percibe es muy por debajo de eso”, definió una fuente consultada en el sector.

En medio de la escalada general de precios, sería difícil esquivarle a los aumentos para moverse en el transporte público: esta semana, las asociaciones platenses de taxis presentaron ante el concejo deliberante un pedido de aumento del orden del 35 por ciento a la bajada de bandera y la ficha en sus variantes diaria y nocturna.

El cuerpo de gobierno Municipal tiene a cargo la definición del cuadro para ese transporte. Este año arrancó con un retoque para el servicio nocturno en la bajada de bandera y el costo de la ficha. Luego, en abril se aplicó un incremento general del 20 por ciento al servicio.

Propietarios y choferes concluyeron en el nuevo pedido, a tres meses del último ajuste, señalando el incremento generalizado de costos relacionados con el mantenimiento de los autos.

Eso no es todo en los costos relacionados con la calle: desde el lunes, volvió a subir el estacionamiento medido en La Plata. Tras el incremento que regía desde enero, ahora se aplicó una suba del orden del 55 por ciento, que llevó la hora de 35 a 55 pesos (7 a 10 y 14 a 20) y de 45 a 70 (de 10 a 14).

Publicidad